netflix portada mando

2019 no está siendo un buen año para los bancos españoles. Las ocho entidades que forman parte de la bolsa española registran importantes caídas en el acumulado del año. La capitalización bursátil de estas entidades roza los 112.000 millones de euros, mientras que una sola compañía de la bolsa americana, Netflix está valorada en más de 128.000 millones de dólares, unos 115.000 millones de euros.

El banco Santander, registra hasta la fecha una caída anual del 12% y su capitalización ha bajado hasta los 56.400 millones de euros. Así, esta misma semana ha sido desbancada por Iberdrola, como segunda empresa de más peso en el Ibex 35.

Iberdrola, tan solo superada por Inditex, ha subido del puesto tres al dos en el selectivo español como empresa de mayor capitalización bursátil, dejando en tercera posición a la entidad cántabra. La energética supera ya los 58.000 millones e Inditex, roza los 80.000 millones.

BBVA es la entidad que menos cae en el año (-8%) y su capitalización alcanza los 28.000 millones. Le siguen Caixabank (-36%) y Bankia (-38%) valoradas en 12.000 millones y 4.800 millones de euros respectivamente.

Por debajo de los 5.000 millones también está Bankinter que cede un 24% hasta la mitad de agosto y su valor en bolsa se sitúa en 4.700 millones. Y Sabadell, valorada en 4.000 millones, un 27% menos que cuando arrancó el año.

Fuera del Ibex, Unicaja y Liberbank tampoco han tenido mucha suerte. La primera, valorada en 1.000 millones de euros acumula una caída en 2019 del 44% y Liberbank, del 28%, hasta los 949 millones. Y en total, las ocho suman 111.849 millones, frente a los 115.000 de Netflix.

El sector bancario, ha sido en los últimos años, el de mayor ponderación del Ibex 35. Pero su peso ha variado bastante desde que arrancara la crisis financiera mundial de 2008. En 2007 era de casi el 34% y ahora supone un 20%. Y entre tanto, las previsiones no son muy optimistas.

Este mismo jueves, Goldman y Citi metían la tijera a todos los bancos españoles. Goldman Sachs recortaba el precio objetivo de la banca española un promedio del 8% para los próximos doce meses, tras reducir en un 10% los beneficios por acción estimados entre 2020 y 2023.

La firma destacaba como principal riesgo para el sector en el segundo semestre la próxima sentencia europea sobre el Índice de Referencia de Préstamos Hipotecarios (IRPH), previsiblemente para el 10 de septiembre, que podría suponer entre 2.500 y 15.500 millones de euros, asumiendo un ratio del 50% de reclamaciones.

Unicaja y Sabadell serían los bancos menos afectados por los litigios. Por su parte, Citi rebajaba el precio objetivo de Bankia, Sabadell y CaixaBank.

Y para más inri, también este jueves, Olli Rehn gobernador del Banco de Finlandia y uno de los nombres que sonaba como relevo de Mario Draghi al frente del BCE ha comentado que la desaceleración de la economía global llevará a la entidad a implementar nuevas medidas de estímulo en su reunión de septiembre que deberían incluir compras de bonos "sustanciales y suficientes", así como recortes de los tipos de interés.

La noticia no gustaba a los bancos y pasaron en su mayoría a los números rojos en la bolsa española pero también en la alemana y la francesa. Desde CMC Markets explican que "los operadores sienten que sus márgenes de préstamo se verán duramente afectados" si se aplica este medida. Y todo apunta a más caídas.

Noticias relacionadas