ep archivo   wall street bolsa de valores
TWITTER - Archivo
33.596,340
  • -
  • -

Wall Street ha cerrado la sesión de este viernes con sólidas ventas (Dow Jones: -1,71%; S&P 500: -1,51%; Nasdaq: -1,51%), tras las fuertes pérdidas del jueves, que enviaron a los índices neoyorquinos a mínimos de casi dos años. El balance mensual ha sido negativo para los índices neoyorquinos. El Dow Jones ha caído un 8,8%, el S&P 500 se ha dejado un 9,3% en septiembre y el Nasdaq ha recortado un 10,5%. El desplome bursátil en los primeros 9 meses de 2022 ha sido el peor en 20 años. En los últimos cinco días las pérdidas del Dow Jones han sido del 2,92%, para el S&P 500 del 2,91% y para el Nasdaq del 2,7%.

El S&P 500 cerró la jornada en 3.640 puntos, tras marcar un nuevo mínimo anual intradía en 3.610 enteros. "El mal momento actual de los mercados nos hace extremar la prudencia, ya que no descartamos que termine abandonando los mínimos anuales. Esto nos haría pensar en una extensión de las caídas hasta el nivel de los 3.200 puntos", explica César Nuez, analista de Bolsamanía.

No obstante, el índice también tiene un fuerte soporte en los 3.500 puntos, que se corresponde con un ajuste de Fibonacci del 50% de toda la subida desde los mínimos de la pandemia hasta los máximos históricos de principios de año.

DATOS DE INFLACIÓN

Así, pese a este sentimiento tan negativo, un fuerte rebote puede producirse en cualquier momento. "Pocas veces he visto un sentimiento tan malo. ¡Estamos condenados, estamos condenados! Este parece ser el estado de ánimo que prevalece en los mercados. La buena noticia es que este es el tipo de cosas que necesitamos para llegar al momento de capitulación en el que todo el mundo tira la toalla y el mercado toca fondo", afirma Neil Wilson, director de análisis de Markets.com.

La clave de la jornada han sido los datos de inflación que se han publicado en EEUU. El deflactor del consumo privado PCE se ha moderado en agosto hasta el 6,2% en tasa interanual, desde el 6,4% de julio. En cambio, el índice de precios subyacente de consumo personal, la medida de inflación preferida de la Fed, ha aumentado hasta el 4,9%, desde al 4,7% del mes anterior. El consenso esperaba que el PCE interanual repuntase al 6,3% y que el IPC subyacente subiera ligeramente al 4,7%.

Asimismo, también se ha conocido el Índice del sentimiento del consumidor de la Universidad de Michigan que ha descendido hasta 58,6 en septiembre desde 59,5 del mes anterior. En cuanto a las expectativas de inflación, muy seguidas por el mercado en los últimos meses, esperan que los precios se eleven un 4,7% para lo que queda de 2022. De cara al medio y más largo plazo, se ha moderado ligeramente al 2,7% desde el 2,8%.

"Es probable que las expectativas de inflación se mantengan relativamente inestables en los próximos meses, ya que la incertidumbre de los consumidores sobre estas expectativas se mantuvo alta y es poco probable que disminuya ante las continuas presiones mundiales sobre la inflación", han indicado Joanne Hsu, directora de consumidores de la Universidad de Michigan.

Por su parte, la vicepresidenta de la Reserva Federal de Estados Unidos (Fed), Lael Brainard, ha reiterado la postura agresiva del banco central americano para frenar la elevada inflación que afecta a la economía americana.

"La política monetaria deberá ser restrictiva durante algún tiempo para tener confianza en que la inflación está volviendo a la meta", ha señalado en un discurso en Nueva York. "Por estas razones, nos comprometemos a evitar retroceder prematuramente", ha añadido, en referencia a la histórica subida de tipos que ha emprendido la Fed en los últimos meses.

EMPRESAS Y OTROS MERCADOS

A nivel empresarial, las acciones de Nike se han derrumbado un 12,81% tras publicar sus resultados, que se han visto afectados por el aumento de costes y las tensiones de la cadena de suministro.

Además, Meta, matriz de Facebook, ha anunciado que congela las contrataciones "para la mayoría de los roles en la empresa" y que su objetivo se centra en "minimizar los costes", debido a la menor inversión publicitaria y a la mayor competencia.

En otros mercados, el petróleo West Texas ha caído un 1,8% ($79,70) y el crudo Brent ha recortado un 0,67% ($87,90), mientras el euro se ha depreciado un 0,1% ($0,98). Además, la onza de oro ha rebotado un 0,1% ($1.669) y el bitcoin ha avanzado un 0,36% ($19.480).

Noticias relacionadas

contador