enagás logo entrada
Sede de Enagás en MadridAlberto Sánchez

Enagás mantiene su tradición de nombrar a políticos para su consejo de administración. Ahora, última la elección como consejeros de dos políticos vinculados al PSOE, de relevancia durante la presidencia de José Luís Rodríguez Zapatero. Se trata del expresidente de la Generalitat y ex ministro de Industria, José Montilla; y del exministro de Fomento y exvicesecretario general del PSOE, José Blanco. Su nombramiento ya ha sido aprobado por el consejo de administración del gestor de la red gasista.

  • 21,08€
  • -3,88%

Los dos nuevos fichajes vinculados al terreno político se producen en una compañía participada por el Estado, ya que dispone de un 5% del capital a través de la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI). Se trata de la misma participación que tiene su otro accionista de referencia, Amancio Ortega. El fundador de Inditex desembarcó hace un año en el gestor de la red gasista en una de sus principales apuestas empresariales al margen de la compañía dueña de Zara.

Además de la elección de los dos políticos vinculados al PSOE, también está previsto que Enagás nombre consejero al científico Cristóbal Gallego. De esta forma su consejo de administración se ampliará a 15 personas y al frente seguirá su actual presidente, Antonio Llardén.

Gallego tampoco es ajeno al mundo político, ya que está vinculado a la órbita de Podemos, ya que es miembro del Observatorio Crítico de la Energía, vinculado a las propuestas en materia energética de la formación morada.

No es la primera vez que Enagás tira de la cartera política para nombrar consejeros. Lo ha hecho a uno y otro lado del espectro político. En su órgano de dirección también hay políticos vinculados al Partido Popular, como Isabel Tocino, Ana de Palacio o Antonio Hernández Mancha.

Enagás aún no ha confirmado los nombramientos, que tendrán que ser comunicados a la CNMV. Sin embargo, Cristobal Gallego ha confirmado su propuesta como consejero independiente de Enagás y ha señalado que ha decidido aceptar la candidatura ante su convicción de que la emergencia climática "requiere actuar desde el mayor número posible de frentes".

"Acceder a este cargo supone una oportunidad para ocupar uno de ellos. Mi objetivo es poner mi perfil técnico y mi experiencia en cuestiones de transición energética al servicio de un sector que precisa una importante reconversión: la de desengancharse de los combustibles fósiles gaseosos para impulsar alternativas compatibles con la descarbonización (hidrógeno, biogás, etc.)" ha indicado en la web del Observatorio Crítico de la Energía.

El experto ha subrayado que, de ser aprobado su nombramiento, dejará de ser miembro del Observatorio y que de los ingresos que perciba como consejero de la compañía, estimados en el caso de un consejero independiente en unos 160.000 euros anuales, donará cada año "la cantidad de dinero suficiente como para que su principal fuente de ingresos siga siendo su actividad profesional principal (profesor en la universidad)".

Noticias relacionadas

contador