Europa presiona a Ciudadanos para que levante el veto a Sánchez

El PSOE alarga la mano a Rivera y envía un mensaje contra la ultraderecha

Noemí Jansana
Bolsamania | 28 may, 2019 09:37 - Actualizado: 13:12
SANCHEZ RIVERA CONGRESO

El escenario de pactos en comunidades y ayuntamientos condicionará el socio de Pedro Sánchez en Moncloa para los próximos cuatro años. La debacle de Podemos aleja a Pablo Iglesias de ocupar sillas en un próximo Gobierno, mientras el PSOE mira hacia Ciudadanos y empieza a diseñar una alianza con la fuerza de Albert Rivera bajo la batuta de Europa.

La excusa para que arranquen las conversaciones entre socialistas y Ciudadanos la sirvió en bandeja el presidente francés, Emmanuel Macron, quien siempre ha sido un referente para el líder del partido naranja. El mensaje que surgió de su encuentro con el presidente español este lunes fue claro: hay que luchar contra la ultraderecha y los populismos en Europa. Traducido, significa que el resto de países rechazan los pactos entre Rivera y Vox que se habían insinuado tras los comicios del 26 de mayo.

Los liberales europeos, que han recuperado su tercera posición en la Eurocámara en unos comicios que les ha dado 39 escaños más, marcan perfil y envían un claro mensaje a Rivera: no tolerarán connivencias con la ultraderecha española. Y el líder de Ciudadanos no tiene más remedio que asumir que no son el nuevo PP y "levantar los vetos al PSOE", explica Ernesto M. Pascual, doctor en ciencia política y profesor de la Universidad Oberta de Catalunya (UOC).

El politólogo explica que si el partido imprime un giro a su política, una vez superado el ciclo electoral, "podría rearmar el espacio del centro en España y encarnar el espíritu del liberalismo europeo en Madrid".

En Ciudadanos el debate entre las dos almas del partido, la liberal y la populista está al rojo vivo, explican fuentes conocedoras a 'Bolsamanía'. Y el partido mantiene su hermetismo en cuanto al rumbo que adoptarán. La portavoz de la Ejecutiva de Ciudadanos, Inés Arrimadas, ha evitado adelantar nada al respecto y ha declarado que será un comité nacional quien coordinará estas decisiones junto a los representantes de la formación en los distintos ayuntamientos y comunidades.

En una breve rueda de prensa en la sede de la formación naranja tras la reunión del Comité Ejecutivo, Arrimadas destacó el lunes que el partido ha incrementado su apoyo electoral en estos comicios y que "se consolida como partido de gobierno".

"Vamos a gestionar con responsabilidad ese gobierno", y con ese fin se ha constituido un "comité nacional de negociación de gobiernos", ha anunciado, precisando que en este órgano estarán el secretario general del partido, José Manuel Villegas; el secretario de Acción Institucional, José María Espejo, que lo coordinará; el secretario de Organización, Fran Hervías; y el de Comunicación, Fernando de Páramo.

PRIMERA REUNIÓN, ESTE MARTES

Según ha explicado, este comité, que ha mantenido su primer encuentro este martes, trabajará con los representantes de Cs en los diferentes municipios y comunidades para definir la postura a adoptar en relación con las votaciones de investidura y los pactos de gobierno. En declaraciones a la Cadena COPE, sin embargo, ha mantenido su negativa a aliarse con el PSOE en el Congreso, pero ha dejado en el aire los acuerdos regionales.

El secretario general de Ciudadanos, José Villegas, ha afirmado, después de la primera reunión de este organismo, que "lo normal" tras las elecciones municipales y autonómicas del domingo es que su partido llegue a acuerdos con el PP para gobernar en comunidades y municipios, pero también se ha abierto a posibles pactos con candidatos socialistas que "renieguen" de las políticas del Gobierno de Pedro Sánchez. Eso sí, exigirá como condición expresa el respaldo a la aplicación del 155 en Cataluña.

Así lo ha explicado en una rueda de prensa en la sede de Ciudadanos tras la primera reunión del Comité Nacional de Negociación. Villegas también ha declarado que no negociarán directamente con Vox.

CIUDADANOS A CAMBIO DE PODEMOS

No hay nada atado, por ahora, entre ninguno de los partidos en liza, incluído el PP, pero varios medios ya apuntan este martes a que el PSOE descarta a Podemos en favor de Ciudadanos en el nuevo tablero político. Con Aragón, Castilla y León y Murcia en juego, el entendimiento entre los de Rivera y los barones socialistas de esas regiones ya se cocina. Menos claro está el caso de Madrid, donde parece claro el matrimonio entre PP y Ciudadanos, aunque Arrimadas ha desmentido que haya acuerdos con los populares.

Harina de otro costal será la investidura de Pedro Sánchez, punto en el que el partido de Rivera insiste en su cerrajón. No obstante, el giro de acontecimientos despeja el camino que parecía imposible hace un mes: una abstención de Ciudadanos que facilitara un gobierno en solitario del PSOE con pactos puntuales, por ejemplo, en los unos Presupuestos Generales que, auspiciados por la formación naranja, serían del agrado de Bruselas. Una suerte de reedición del 'pacto del Abrazo' de 2016.

Te Regalamos un número de la revista Estrategias de Inversión