angel cano bbva
Ángel Cano.
4,84€
  • 0,07€
  • 2,25%

El juez de la Audiencia Nacional que instruye el caso Villarejo, Manuel García Castellón, ha citado a declarar como investigados a nueve ex altos cargos de BBVA, entre los que se encuentran Ángel Cano, ex consejero delegado de la entidad, y Julio Corrochano, exjefe de Seguridad del banco, según adelantó La Vanguardia, que cita fuentes jurídicas. Así, estos directivos deberán dar cuentas al juez sobre su implicación en el presunto espionaje a empresarios, autoridades y periodistas por parte de la entidad gracias a Grupo Cenyt, la empresa del excomisario de Policía José Manuel Villarejo, los próximos jueves y viernes, 4 y 5 de julio, respectivamente.

Ángel Cano fue uno de los consejeros delegados que tuvo la entidad durante la presidencia de Francisco González. Mantuvo el cargo desde 2009 hasta justo antes de que se incorporara como consejero delegado el actual presidente, Carlos Torres, en 2015. El directivo se incorporó a las filas de González en 1991, cuando entró en Argentaria, tras trabajar durante siete años en Arthur Andersen. En la antigua entidad pública se mantuvo hasta el año 2000, cuando entró al comité de dirección de la nueva BBVA.

En el banco ocupó diversos cargos, como director financiero y director de Recursos Humanos y Servicios, tras lo cual asumió el liderazgo del área de Tecnología y recibió el encargo de ejecutar el Plan de Transformación Global del grupo. González le eligió como consejero delegado en 2009, puesto que ostentó durante seis años, hasta que el expresidente le relevó y se incorporó a este cargo Torres.

De acuerdo con este diario, esta misma semana el juez citará como investigados a nueve exresponsables de BBVA de la época del expresidente del banco Francisco González acusados de los delitos de cohecho y revelación de secretos. Los presuntos espionajes comenzaron con el intento de asalto de Sacyr a la entidad, en 2005, y en un inicio se dirigieron a Luis Rivero, expresidente de la adjudicataria, al exministro Miguel Sebastián y al exvicepresidente de la CNMV Carlos Arenillas, según publicaron medios como El Confidencial y Moncloa.com.

En esas publicaciones salió a relucir el nombre de Corrochano como nexo entre Villarejo y la entidad y se apuntaba al expresidente de BBVA como máximo responsable de los encargos. No obstante, el propio González se desmarcó del caso en una carta enviada al actual presidente del banco, Carlos Torres, en la que indicaba que se apartaba "temporalmente" de la presidencia de honor de la entidad y la Fundación para evitar "que se utilice su persona para dañar a la entidad".

También está citado a declarar esta semana Antonio J. Bejar González, exresponsable de BBVA Real Estate y presidente de Distrito Castellana Norte, la promotora participada por BBVA y San José encargada de realizar el proyecto conocido como Operación Chamartín.

Entre el resto de imputados se encuentran exdirectivos de la entidad, pero también actuales trabajadores del banco. Se trata de Ignacio Pérez Caballero Martínez (ex de BBVA Seguros), Javier Maragón Navas (exdirector de Finanzas de BBVA), Ricardo Gómez Barrero (exdirector de Contabilidad), Inés Díaz Ochagavia (actual responsable de Seguridad tras sustituir en el cargo a Corrochano) y Nazario Campo Campuzano (directivo de Seguridad del banco que permanece en la entidad).

También está imputado Rafael Redondo (exsocio de Villarejo). Todos están imputados por los mismos delitos: cohecho y revelación de secretos.

Noticias relacionadas