dl tesco express shop sign supermarket
Tesco.Sharecast photo / Josh White
2,291£
  • 0,001£
  • 0,04%

Tesco ha anunciado este miércoles sus resultados del primer semestre del año. La minorista británica obtuvo un beneficio operativo ajustado en el periodo de 1.315 millones de libras frente a los 1.458 millones de libras de hace un año, lo que supone un descenso del 9,8%.

Las ventas del periodo subieron un 3,1%, hasta los 28.178 millones de libras desde los 27.331 millones de libras, con un incremento del 0,7% en las ventas comparables en Reino Unido tras haber caído un 1,5% en el primer trimestre.

La compañía ha anticipado que el beneficio para todo el año se situará en el extremo inferior de sus previsiones anteriores debido a la incertidumbre sobre el impacto del empeoramiento de la crisis del coste de la vida en el gasto de los consumidores. El grupo espera ahora un beneficio operativo ajustado para el año completo 2022-2023 de entre 2.400 millones de libras y 2.500 millones de libras. Anteriormente había previsto entre 2.400 millones y 2.600 millones de libras, por debajo de los 2.650 millones de libras de 2021-22.

Sin embargo, Tesco ha mejorado sus expectativas de flujo de caja libre para todo el año en el sector minorista hasta al menos 1.800 millones de libras, y prevé un beneficio operativo ajustado de Tesco Bank de entre 120 y 160 millones de libras.

"El beneficio operativo ajustado ha caído un 9,8%, lo que refleja la reducción de los volúmenes a medida que se normaliza el comportamiento post-pandémico, una inversión continua en la oferta al cliente y, por supuesto, los efectos inflacionistas debilitantes", comenta Richard Hunter, responsable de mercados de Interactive Investor.

"Aun así, la capacidad de generación de efectivo de Tesco está protegiendo al grupo en su conjunto. El continuo enfoque en el control de costes da a la empresa flexibilidad para seguir invirtiendo. Al mismo tiempo, se ha producido una ligera reducción adicional de la deuda neta y se está aumentando la rentabilidad para los accionistas", añade este experto.

La deuda neta de Tesco se sitúa a cierre del primer semestre en 10.000 millones de libras frente a los 10.200 millones a cierre del mismo periodo del año previo (-1,7%). El ratio de deuda neta se mantiene estable en 2,5 veces, ha dicho la compañía.

"Sabemos que nuestros clientes se enfrentan a una época difícil y están cuidando cada céntimo para llegar a fin de mes. Por eso trabajamos sin descanso para mantener el coste de la compra semanal lo más asequible posible, con nuestra potente combinación de Aldi Price Match, Low Everyday Prices y Clubcard Prices, que cubren más de 8.000 productos, semana tras semana. También estamos invirtiendo significativamente en nuestros colegas, con un nuevo aumento de sueldo anunciado hoy para nuestras tiendas del Reino Unido. Quiero dar las gracias a todo el equipo de Tesco y a nuestros socios proveedores: juntos hemos construido un negocio más resistente y coherente, bien preparado para el futuro", ha afirmado Ken Murphy, consejero delegado del grupo.

Noticias relacionadas

contador