ep euro dolar portada
Moneda de euro sobre billete de dólar estadounidense.Europa Press

Marginales subidas para el euro este viernes, que se mueve alrededor de 1,1850 dólares en una jornada en que la volatilidad brilla por su ausencia, pese a que la inflación en Alemania ha escalado una décima, hasta el 3,9%. El hecho de que el Banco Central Europeo (BCE) cumpliera al dedillo con lo esperado este jueves, en su reunión de política monetaria del mes de septiembre, "ha limitado las caídas para la moneda única", aseguran los expertos de MUFG.

  • 1,1736$
  • -

El BCE tenía la tarea de demostrar que el nuevo marco de política monetaria tiene sentido y que ser un poco más tolerante con la inflación podría demostrarse manteniendo el ritmo de los estímulos. No obstante, la presidenta del BCE, Christine Lagarde, declaró ayer que la "señora no está haciendo tapering" y lo justificó añadiendo que no hay acuerdo ni plan sobre lo que viene después. Con todo, la rebaja de las compras mensuales anunciada se explicó como una "recalibración", lo que pareció contentar al mercado.

Hubo algunas ventas, pero el movimiento fue marginal, pese a que ha puesto a prueba el soporte de los 1,18 dólares esta madrugada y los bunds superaron a los bonos del Tesoro estadounidense: el diferencial a 10 años se amplió en unos 2 puntos básicos. "La magnitud del cambio de ayer no fue suficiente para hacer subir los rendimientos", indican los analistas .El descenso de los rendimientos en EEUU fue suficiente para que el índice del dólar bajara un 0,20%, hasta 92,52, y esta mañana se ha reducido otro 0,06%, hasta 92,47.

Fuentes del BCE habrían confirmado que el nuevo ritmo sería de 60-70.000 millones de euros. Si se toma el punto medio de ese rango como el ritmo medio hasta el final, implicaría que el PEPP terminaría las compras unos 50.000 millones de euros por debajo de los 1,85 billones de euros. "No es razón para alimentar un repunte de los de los rendimientos o fortalecer el euro", sentencian.

Noticias relacionadas

contador