El Ibex cae un 1,3% tras la crisis italiana y pierde los 8.700 puntos

Las caídas se imponen en Europa tras la dimisión del primer ministro italiano

Virginia Mora
Bolsamania | 20 ago, 2019 08:30 - Actualizado: 18:02

IBEX 35

9.392,800

15:46 17/10/19
0,06%
6,10

Las bolsas del Viejo Continente han cerrado con caídas este martes, tras dos sesiones de fuertes alzas. El Ibex se ha dejado un 1,3% y los 8.700 puntos con el lastre de la banca. La decisión del primer ministro italiano, Giuseppe Conte de dimitir tras la votación de la moción de censura presentada por Matteo Salvini lleva al Ftse Mib perder también un 1%. En Italia tienen mucho peso los bancos, lo que a su vez está afectando a las entidades españolas. Banco Santander y BBVA han cedido un 1,6% y un 1,4 respectivamente. En Europa, también Londres, París y Fráncfort se han dejado un 0,5%.

En el Ibex han destacado además las caídas de Ence (-5%), Sabadell (-3,3%) y Mediaset (-3%) mientras que en el lado positivo solo se han situado hoy MásMóvil (+1,5%) y Acciona (+1%). Y también hay que mencionar la caída del 7% de los títulos de Metrovacesa en el Mercado Continuo, tras recibir una negativa recomendación de los analistas de Goldman Sachs.

Las dudas se dejan sentir porque la dimisión de Conte en Italia puede golpear a toda Europa. Los temores a una posible recesión se han enfriado levemente, después de que varios pesos pesados hayan salido en tromba para calmar al mercado, y eso que este lunes el Bundesbank alertó de que Alemana estaba a punto de entrar en recesión. Y eso sin olvidar el Brexit.

Esta semana, de hecho, el primer ministro británico, Boris Johnson, visitará al presidente francés, Emmanuel Macron, y a la canciller alemana, Angela Merkel, en busca de una solución al estancamiento en el que está sumido Reino Unido respecto al proceso de salida de la UE. Mientras tanto, ha mandado una carta a Bruselas para presionar con la renegociación del acuerdo, un tema que sin duda planteará a sus homólogos francés y alemán.

El sentimiento que domina en los parqués del Viejo Continente se produce pese a lo ocurrido este martes en las bolsas asiáticas, que han cerrado con subidas. El Banco Popular de China ha dado a conocer las nuevas tasas de interés preferenciales para préstamos (las ha rebajado del 4,31% al 4,25%) con la intención de reducir el coste de los préstamos para las empresas y estimular la economía en plena guerra comercial con EEUU.

Precisamente este lunes el presidente estadounidense, Donald Trump, decidió dar un respiro a los mercados al prorrogar otros 90 días el indulto que permite al gigante chino Huawei comprar tecnología y componentes a empresas de EEUU, antes de la entrada en vigor del veto anunciado. Los inversores van a seguir de cerca las conversaciones comerciales entre Pekín y Washington después de este nuevo gesto, que se retomarán el próximo mes de septiembre. De hecho, Trump ha incidido en la "buena marcha" de las negociaciones con el gigante asiático.

Además, la atención de los inversores sigue fija en los bancos centrales. Trump ya no se corta, y le ha dicho directamente a Jerome Powell, presidente de la Reserva Federal (Fed) cuánto tiene que bajar los tipos: 100 puntos básicos. Recordar que este miércoles se conocen las actas de la última reunión de la Fed, que se espera que confirmen que hay opiniones muy diferentes sobre la política monetaria que debe adoptar la institución. El jueves será el turno del Banco Central Europeo (BCE), que también publica las actas de su última reunión, sin olvidar que ese mismo día comienza el simposio que organiza anualmente la Reserva Federal de Kansas en Jackson Hole (Wyoming).

"Powell se enfrenta a una difícil papeleta con Trump y los mercados 'exigiendo' nuevas bajadas de tipos mientras la economía estadounidense se sigue mostrando sólida", dicen los expertos de Link Securities, que remarcan que el presidente de la Fed "puede ser rehén de sus declaraciones", ya que ha dicho que la bajada de 25 puntos básicos de los tipos de interés de referencia llevada a cabo recientemente era solo un pequeño ajuste de mitad de ciclo y no suponía un cambio de tendencia en la política monetaria de la Fed, dando a entender que, de momento, no habría nuevas bajadas de tipos.

"El problema es que, desde entonces, hace solo tres semanas, las cosas han cambiado mucho", con Alemania a punto de entrar en recesión y con los inversores refigiándose en los bonos, lo que ha provocado la inversión puntual de la curva de tipos en EEUU. Por tanto, "Powell deberá hilar muy fino el viernes si no quiere defraudar y provocar una nueva tormenta en los mercados financieros mundiales", concluyen estos expertos sobre la intervención del banquero central en Jackson Hole.

Este martes, sin referencias macro a destacar, comentar que en Estados Unidos sigue la temporada de resultados y ha llegado el turno de Home Depot que ha superado las expectativas y se eleva un 4%, siendo de los pocos valores al alza en el Dow Jones. Mientras que los tres índices de la bolsa de Nueva York se mueven con caídas.

Te Regalamos un número de la revista Estrategias de Inversión