sam altman openai

La Autoridad de Mercados y Competencia (CMA) de Reino Unido ha abierto una revisión inicial para valorar si la inversión de Microsoft en OpenAI ha provocado una "situación de fusión relevante" y, en este caso, el impacto que podría tener sobre la competencia en el país.

  • 407,720$
  • 0,06%

"La CMA ofrece una oportunidad temprana para que las partes y los terceros interesados ​​comenten si la asociación entre Microsoft y OpenAI, incluidos los desarrollos recientes, ha resultado en una situación de fusión relevante y, de ser así, el impacto que la fusión podría tener sobre la competencia en el Reino Unido", ha explicado el regulador.

La invitación a comentar (ITC) es la primera parte del proceso de recopilación de información de la CMA y se produce antes de cualquier lanzamiento de una investigación formal de fase 1, "lo que solo sucedería una vez que la CMA haya recibido la información que necesita de las partes asociadas", ha señalado Sorcha O'Carroll, directora sénior de fusiones del organismo.

La velocidad a la que la inteligencia artificial (IA) está escalando a través de casos de uso y mercados impone la necesidad, según la autoridad británica, de una competencia sostenida entre los desarrolladores de esta nueva tecnología.

En este sentido, y dentro de su campo de trabajo, la CMA ha estado monitoreando de cerca el impacto de las asociaciones y acuerdos estratégicos que podrían resultar en un debilitamiento de la competencia en el desarrollo o uso de modelos básicos (FM).

"La asociación entre Microsoft y OpenAI (que incluye una inversión multimillonaria de varios años, colaboración en desarrollo tecnológico y provisión exclusiva de servicios en la nube por parte de Microsoft a OpenAI) representa una relación estrecha y multifacética entre dos empresas con importantes actividades en FM y mercados relacionados", ha indicado.

Asimismo, hace referencia a que, recientemente, ha habido una serie de avances en la gobernanza de OpenAI, algunos de los cuales han involucrado a Microsoft.

"A la luz de estos desarrollos, la CMA ahora está emitiendo un ITC para determinar si la asociación Microsoft/OpenAI, incluidos los desarrollos recientes, ha resultado en una situación de fusión relevante y, de ser así, el impacto potencial en la competencia", ha insistido la CMA.

Por ello, el regulador británico revisará si la sociedad ha resultado en una adquisición de control (es decir, cuando resulta en que una de las partes tenga influencia material, control de facto o más del 50% de los derechos de voto sobre otra entidad) o un cambio en la naturaleza de control de una entidad sobre otra.

LA RESPUESTA DE MICROSOFT

La respuesta de Microsoft no se ha hecho esperar y la tecnológica ha querido dejar claro que su acuerdo con OpenAI es muy difirente a la compra por parte de Google del laboratorio británico de inteligencia artificial DeepMind en 2014.

"Desde 2019, hemos forjado una asociación con OpenAI que ha fomentado más innovación y competencia en IA, al tiempo que preserva la independencia de ambas compañías", ha señalado Brad Smith, presidente y vicepresidente de Microsoft.

"Lo único que ha cambiado es que Microsoft ahora tendrá un observador sin derecho a voto en la Junta Directiva de OpenAI, lo cual es muy diferente de una adquisición como la compra de DeepMind por parte de Google en el Reino Unido. Trabajaremos en estrecha colaboración con la CMA para proporcionar toda la información que necesita", ha concluido.

Noticias relacionadas

contador