ep trofeo de la champions league
Trofeo de la Champions LeagueJASPER RUHE/PRO SHOTS/DPPI/AFP7/Europa Press

Una inversión millonaria para mantener la estrategia con la vista puesta en el medio y largo plazo. Telefónica ha colocado a Movistar el emblema de ser ‘la casa del fútbol’ aunque ese compromiso para captar clientes vía contenido deportivo le suponga una elevada factura. Eso sí, a cambio le permite mantener una oferta audiovisual más completa y con propuestas comerciales más caras que, en teoría, tienen clientes más fieles.

  • 3,43€
  • -3,92%

El último y millonario movimiento ha sido la compra esta misma semana de los derechos de retransmisión de todas las competiciones europeas de fútbol, incluida la Champions, hasta 2024, por 975 millones de euros, a razón de 375 millones por temporada. Una suma de la que puede recuperar una parte, siempre que recoloque esos derechos, que compra en exclusiva, a otros operadores.

GANCHO PARA CLIENTES

El movimiento no ha sido, ni mucho menos una sorpresa, dado que la compañía presidida por José María Álvarez-Pallete partía como favorita en esta puja de derechos audiovisuales. No en vano, en más de una ocasión, el directivo ha defendido las bondades de contar con una oferta audiovisual lo más completa posible.

Hace ahora dos años, Álvarez-Pallete aseguraba que el fútbol es uno de los contenidos que más demandan sus clientes y uno de los "principales atractivos" de Fusión, que estructura su oferta comercial por tipo de contenido (fútbol, Fórmula 1, series, cine…).

Es la misma estrategia que le ha llevado a llegar a acuerdos con gigantes como Netflix o Disney, para incorporar su oferta a la plataforma de Movistar. Y son paquetes de contenido con precios más elevados y, también, donde la clientela se mantiene más fiel porque es menos susceptible de entrar en la guerra de precios y cambios de operadores que actualmente vive el mercado. Por ejemplo, el todo incluido de Movistar (futbol, series, Disney…) alcanza actualmente los 114 euros al mes, pero sólo durante dos meses, porque su precio sin oferta es de 169 euros.

Sin embargo, al menos en la recta final de esta atípica temporada por la pandemia de coronavirus, el fútbol no está tirando como gancho para afianzar clientes al 100%. En el mes de junio, ya con la vuelta de La Liga, Telefónica ha perdido más de 22.000 clientes de móvil, un indicativo de la tendencia de cómo se está moviendo el mercado. Peor fue el dato de Orange (que también ofrece La Liga en sus contenidos) que perdió entre todas sus marcas (Orange, Jazztel o Amena), más de 72.000.

Noticias relacionadas

contador