ep el presidente de telefonica jose maria alvarez pallete durante una charla en la primera jornada
El presidente de Telefónica, José María Álvarez-Pallete.Alberto Ortega - Europa Press
3,661€
  • -0,020€
  • -0,54%

Berenberg eleva este viernes el precio objetivo de Telefónica desde 4,60 euros hasta 4,70 euros, al tiempo que reitera su consejo de 'mantener'. Esta valoración implica otorgar a la operadora un potencial de subida del 27% desde los niveles actuales de cotización (3,7 euros).

"La evolución de Telefónica este año ha sido una historia de dos partes. Fue el valor que mejor se comportó en el Stoxx Europe 600 Telecoms en el primer semestre, ya que Orange España y MásMóvil anunciaron en marzo un proyecto de fusión, lo que hizo albergar esperanzas de una mejora de la racionalidad competitiva en España, y el euro/real brasileño pasó de 6,3 a 5,5", explican estos analistas.

Sin embargo, añaden, en el segundo semestre la cotización ocupa el puesto 19 de 22 en el citado índice, mientras que el sector de las telecomunicaciones también ha tenido un rendimiento inferior por el creciente temor a que no sea tan inmune a las presiones macro como se esperaba.

Para Berenberg, las caídas en Telefónica son "posiblemente exageradas", aunque prefieren no subir la recomendación por tres razones fundamentales.

En primer lugar, la medida en que el precio de las acciones de Telefónica ha cotizado históricamente como un 'proxy' de las divisas; en segundo lugar, las previsiones de Berenberg de OIBDA en España, que están por debajo del consenso para 2023; y en tercer lugar, la "complejidad" del portfolio.

MÁS DESINVERSIONES

Uno de los aspectos más destacados del primer semestre fue el crecimiento del 6,2% del OIBDA de Latinoamérica, lo que ayudó a Telefónica a estrechar su guía de ingresos y OIBDA a la parte alta del rango.

"Creemos que hay que aplaudir a Telefónica por la mejora de los resultados de Latinoamérica desde la revisión estratégica de 2019. Sin embargo, esta división sigue siendo algo opaca y no esencial, y creemos que los inversores verían con buenos ojos más desinversiones", añaden desde Berenberg.

Noticias relacionadas

contador