Pedro Sánchez y Susana Díaz recrudecen su lucha por hacerse con el poder en el PSOE

El exsecretario general socialista y la presidenta de Andalucía han empezado a mover ficha

  • La fecha del Congreso Federal del que saldrá el nuevo líder todavía no se ha fijado
  • Díaz parte con ventaja en la carrera por el poder, al tener de su lado al aparato del partido
Virginia Mora
Bolsamania | 04 dic, 2016 08:00 - Actualizado: 20:31
pedro-sanchez-susana-diaz

El PSOE lleva dos meses navegando en río revuelto y parece que la situación va a seguir igual durante un tiempo. El pasado 1 de octubre se celebró el 'famoso' Comité Federal en el que acabó dimitiendo Pedro Sánchez y asumió las riendas del partido una gestora, y desde entonces la lucha por el poder no ha hecho más que recrudecerse.

"La estrategia de Susana Díaz no tiene nada de casual y está muy bien planteada. Su objetivo es hacerse con el liderazgo"

El exsecretario general del partido también dejó su escaño, y lo hizo el mismo día de la votación de la investidura de Mariano Rajoy para no tener que pronunciarse en ella. Según explicó, seguía manteniendo el ‘no’, pero como la gestora había decidido la abstención y no quería desobedecer al partido, prefirió entregar el acta de diputado. Poco después anunció su intención de presentarse a las primarias y de emprender un ‘tour’ por España en busca de apoyos para reconstruir el partido. Arrancó el pasado fin de semana con varios actos en Valencia y seguirá con él en las próximas semanas viajando, entre otras zonas, a Asturias.

No obstante, Sánchez tiene en frente a un ‘peso pesado’, Susana Díaz, que no ha dicho todavía abiertamente que quiere liderar el PSOE, pero ha llevado a cabo distintos movimientos que apuntan en esa dirección. El último, una ‘gira’ de dos días por Bruselas que le ha llevado a reunirse con el presidente del Parlamento Europeo, Martin Schultz, y con tres comisarios de la UE, además de con diputados socialistas de la Eurocámara y con militantes.

Para Ignacio Martín Granados, politólogo y miembro del consejo directivo de la Asociación de Comunicación Política (ACOP), la estrategia de Susana Díaz “no tiene nada de casual” y está “muy bien planteada”. Su objetivo es hacerse con el liderazgo, y para ello “se está presentando en plazas importantes”. Recuerda que, además del viaje a Bélgica hace unos días, la andaluza se reunió con el primer secretario del PSC, Miquel Iceta, para limar asperezas y tratar de acercar posturas tras la ‘casi ruptura’ que propició el ‘no’ de los diputados catalanes en la investidura de Rajoy.

“Se ha presentado para liderar el partido de forma no oficial”, señala Martín Granados, que no tiene claro que la gestora vaya a celebrar primarias y cree que en realidad Díaz lo que busca es convertirse en nueva secretaria general del PSOE “por aclamación popular”. Es decir, puede que se convoquen primarias, pero si la única candidata es la presidenta de la Junta de Andalucía, se produciría el mencionado nombramiento por aclamación popular y ella se presentaría como la “salvadora” del partido, explica el experto.

Esta misma semana el presidente de la gestora del PSOE, Javier Fernández, ha dicho que el Comité Federal que se iba a celebrar en diciembre probablemente se retrasará a enero. Este órgano es el que deberá aprobar el calendario interno que culmine con la convocatoria de un Congreso Federal para elegir al nuevo secretario general del partido. Una decisión que ha sido muy criticada, sobre todo por los afines a Sánchez.

"La gestora está asumiendo unas funciones que no le corresponden", se queja José Antonio Pérez Tapias

Entre ellos se encuentra José Antonio Pérez Tapias, vinculado a la corriente interna del PSOE Izquierda Socialista, que el pasado fin de semana arropó al exsecretario general en sus actos en Valencia. “La gestora está asumiendo unas funciones que no le corresponden”, dice el dirigente andaluz en declaraciones a Bolsamanía, y recuerda que la única función del organismo que preside Javier Fernández es la de fijar el calendario para el Congreso Federal que elegirá al nuevo líder del partido.

“Algunos pensamos que es extralimitarse, no puede actuar como una ejecutiva”, insiste Pérez Tapias, que dice que demorar todo este proceso sólo perjudica al PSOE, que seguirá “descabezado” mucho más tiempo del debido. “No hay que desechar la hipótesis de unas nuevas elecciones si Mariano Rajoy no logra sacar adelante los Presupuestos, y si se celebran el PSOE estaría en una situación muy mala”, remarca. “A muchos militantes les preocupa la situación del partido, que se ve claramente perjudicado por este aplazamiento 'sine die'”, insiste.

EL DIFÍCIL CAMINO DE SÁNCHEZ

Pese a este panorama, y a que son muchos los que creen que el aplazamiento sin fecha del Congreso Federal va a acabar perjudicando a Pedro Sánchez, el que fuese líder de los socialistas insiste en su 'tour' y en querer presentarse a las primarias del PSOE. Aunque según Emilio Serrano, politólogo y consultor de comunicación en Asesores de Comunicación Pública, no tiene posibilidades reales de ganar.

“Cualquier candidato con apoyos suficientes entre los cuadros medios y con un equipo bien organizado para recabar el apoyo de la militancia puede ganar unas primarias”, aunque, dice Serrano, ese no es el caso de Pedro Sánchez. “No cuenta con el apoyo de dos de los cuatro secretarios generales de las federaciones más grandes del partido, tampoco con el apoyo explícito del PSC y ni con una de las cuatro federaciones más grandes del PSOE, Madrid, que está fuertemente dividida”, recuerda.

"Es difícil que Susana Díaz, que tiene un apoyo orgánico importante y peso institucional, pierda las elecciones primarias si se presenta"

Asimismo, el experto señala que, a día de hoy, Sánchez “no cuenta con una estructura clara y no maneja los tiempos, tan importantes en política”. Aunque el politólogo sí considera que su relato “resulta verosímil y puede influir en parte de la militancia”, sobre todo en la que ve con buenos ojos su reiterada negativa a Mariano Rajoy y que se posicione como el candidato de la militancia frente al ‘aparato’, que apoya a Susana Díaz. Serrano cree “difícil” que una posible candidata “con un apoyo orgánico importante y con peso institucional pierda unas elecciones primarias”, aunque reconoce que habrá que esperar a ver qué pasa.

Ignacio Martín Granados, por su parte, también habla de las dificultades que va a tener que enfrentar Sánchez: “Piensa ilusamente que tiene alguna posibilidad porque los militantes le apoyan”. Para este politólogo, el exlíder del PSOE quedó “desacreditado” con la entrevista que concedió al programa 'Salvados' de Jordi Évole, justo después de dejar su escaño. “Perdió muchos puntos que tenía ganados con los militantes de base con lo que dijo”, recuerda el experto, que dice que “el tiempo juega en su contra” y que si el Congreso Federal se demora mucho más su “resurgir” será casi imposible.

Aunque también cree que Susana Díaz “ha carburado mal”. “Ahora lo está haciendo bien al reunirse y 'vender' su liderazgo, pero la forma en que echó a Sánchez le ha condenado. Puede que acabe por ser secretaria general, pero estará desacreditada”, cree Martín Granados. El experto es contundente: “Tanto Pedro Sánchez como Susana Díaz están quemados y eso les invalida para liderar el PSOE y, sobre todo, para ganar las elecciones”.

Y Pérez Tapias también habla de la “imagen deteriorada” de la dirigente anadaluza. “Habría que valorar si su candidatura es lo más idóneo”, porque ha dicho que en cualquier caso no dejaría la presidencia de la Junta y que los dos cargos son compatibles. “No es una buena solución que siga manteniendo todo, podría haber una colusión de intereses”, remarca el socialista, que dice que la imagen de Susana Díaz también se ha visto afectada por “todo lo vivido”. “Hubo cierta deslealtad por su parte al secretario general”, e incluso “se postuló para liderar el partido cuando Sánchez estaba al frente”, recuerda Pérez Tapias, que dice que eso explica que ahora “esté preocupada por recomponer su imagen”.

¿UN SECRETARIO GENERAL DE TRANSICIÓN?

Los expertos, e incluso Pérez Tapias, coinciden al señalar que el PSOE atraviesa en estos momentos una situación muy delicada y que su futuro dependerá de cómo lo afronte. En este sentido, Martín Granados apuesta por la elección de un secretario general de transición que ayude a calmar los ánimos y que afiance la nueva etapa.

¿Es un liderazgo transaccional la solución a la situación del PSOE? Para algunos expertos sí...

“Cuando los partidos tocan fondo y están tan mal, conviene un liderazgo transaccional, hasta que llegue alguien que cuente con el apoyo de todos”, dice el politólogo, que explica que no sería la primera vez que pasa en el Partido Socialista. “Cuando se fue Felipe González llegó Josep Borrell, pero al final se fue y ascendió Joaquín Almunia, que perdió las elecciones. Después llegó José Luis Rodríguez Zapatero, que fue quien logró asentar el partido. Y después de Zapatero pasó lo mismo, llegó Alfredo Pérez Rubalcaba y después Pedro Sánchez, del que se decía que iba a ser un líder estable por ser un político nuevo… Y no ha sido así”, dice.

El PSOE registró en las últimas elecciones del 26J los peores resultados de su historia, y las encuestas dicen que si hay nuevos comicios no saldrá muy bien parado. “Hace falta un líder que ilusione, que movilice a la ciudadanía, y Susana Díaz no cumple todos los requisitos”, concluye Martín Granados.

Los secretos del Trading Profesional ¡Curso Gratuito!