wall-street-cloture-en-baisse
Wall Street.
31.188,38
  • -
  • -

Wall Street se ha tomado un respiro. Los principales índices de la Bolsa de Nueva York han acabado con caídas este viernes, después de que el Nasdaq y el S&P 500 cerrasen este jueves marcando nuevos máximos históricos. Así, el Dow Jones ha bajado un 0,38%, el Nasdaq, un 0,07%, y el S&P 500, un 0,19%.

El nuevo paquete de estímulos fiscales, que Jerome Powell, presidente de la Fed, ha pedido a la desesperada, está a la vuelta de la esquina. Será de 900.000 millones de dólares, y estará dividido en dos fases.

En el frente empresarial, los analistas miran con atención a títulos de Tesla antes de su histórica entrada en el S&P 500 de este lunes. Con una capitalización bursátil de más de 600.000 millones de dólares después de un rally del 700% en lo que va de año, los de Elon Musk se unirán al índice como su séptima mayor compañía.

"Las malas noticias (para los mercados) esta semana es que la tercera ola sigue empeorando y el daño económico de la pandemia, también", alertan los expertos de Commonwealth Financial Network. "Las buenas noticias es que las políticas están empezando a tener éxito para contener el virus", añaden.

Precisamente este viernes se ha conocido el dato del déficit por cuenta corriente del tercer trimestre, que se amplía a medida que las importaciones se recuperan. En concreto, se ha ampliado 0,1 puntos porcentuales hasta el 3,4% del PIB. "Vemos un lento estrechamiento por delante, pero aún así a una media del 3% del PIB en 2021", comentan los expertos de Oxford Economics. Las corrientes internacionales se han recuperado en general entre julio y septiembre, mientras que el déficit por cuenta corriente "se amplió aún más hasta alcanzar su mayor nivel desde 2008".

Días después de respaldar la vacuna de Pfizer y BioNTech, la FDA han hecho lo propio con la candidata de Moderna, que se empezará a distribuir este mismo fin de semana en EEUU.

Noticias relacionadas

contador