ep presidentesacyr manuel manrique 20190724150503
El presidente de Sacyr, Manuel ManriqueSACYR - Archivo
1,46€
  • 0,03€
  • 2,03%

Sacyr se ha hundido un 20% en bolsa, hasta 1,62 euros, tras el fallo en su contra por el sobrecoste de las obras de ampliación del Canal de Panamá. Los analistas de Banco Sabadell consideran "muy negativa" la noticia, por lo que han recortado su recomendación hasta vender.

"El esperado laudo con Panamá sobre el basalto ha sido negativo y el peor entre los previstos. No sólo no le dan la razón en la gran mayoría de las reclamaciones, sino que además GUPC (el consorcio donde Sacyr controla el 41,6%) tiene que devolver dinero ya recibido tras fallos de instancias anteriores", argumentan estos analistas

Tras este fallo en contra, Sabadell ya no espera que el consorcio liderado por Sacyr reciba cantidades significativas por las reclamaciones pendientes "porque este laudo debería marcar la tendencia del resto".

Así, añaden que "el impacto en nuestro modelo de asumir cero en futuras reclamaciones y devolver lo que establece el laudo es de -0,59 euros por acción", lo que supone el 23% de su precio objetivo, por lo que lo reducen hasta 2,03 euros. "Tras este cambio de recomendación, el valor sale de nuestra cartera Small & Medium", concluyen.

Los analistas de Bankinter son más positivos. Aunque han bajado su valoración hasta 2,47 euros desde 2,70 euros tras la noticia, han mantenido su consejo de compra sobre el valor.

"Los 87 millones, unidos a los probables 30 millones adicionales, suponen cerca de un 10% del total de la capitalización bursátil; y por tanto éste podría ser el impacto inicial en la cotización", explican.

No obtante, añaden que su nuevo precio objetivo "representa un potencial del 22%", por lo que reiteran su recomendación de compra. "Gracias a su negocio de Concesiones, con el 90% de sus activos no sujetos a riesgo de demanda, presenta un perfil de ingresos de gran recurrencia y estabilidad en el actual entorno de incertidumbre económica", afirman.

SACYR INTENTA MINIMIZAR EL IMPACTO

Sacyr, por su parte, ha señalado que no habrá cambios en su plan de crecimiento y su foco estratégico tras la decisión de la Cámara Internacional de Comercio (ICC, por sus siglas en inglés) de que el consorcio GUPC, del que es propietario del 41,6%, tenga que devolver a la Autoridad del Canal de Panamá (ACP) 240 millones de dólares (206 millones de euros) en la disputa legal sobre la composición del basalto y la fórmula del hormigón en las obras del canal. Sacyr es propietario del 41,6% de GUPC, por lo que le corresponderá devolver aproximadamente 84 millones de euros.

"La sólida situación financiera de Sacyr le permite atender con su propia caja el resultado de este laudo y no comprometer ningún proyecto en curso ni alterar su ruta de crecimiento", ha dicho la compañía en una nota.

Sacyr ha añadido que termina este ejercicio su Plan Estratégico 2015-2020 y ha anticipado que en los próximos meses anunciará su programa 2021-2025. "El nuevo Plan pondrá el foco en los negocios concesionales, que ya aportan en torno al 80% del EBITDA de la compañía, e impulsará la sostenibilidad de la compañía", ha precisado.

La decisión de ICC no altera el rumbo estratégico de Sacyr, que seguirá incidiendo en la gestión eficiente de la caja, en la reducción de la deuda corporativa y en la rentabilidad para el accionista, ha remarcado la constructora, que seguirá defendiendo en las distintas instancias internacionales (ICC, UNCITRAL) sus argumentos en relación con sus reclamaciones.

Noticias relacionadas

contador