le logo du credit suisse a geneve 20220923160918
3,318Fr.
  • -0,233Fr.
  • -6,56%

Son tiempos turbulentos en Credit Suisse. Las dudas sobre la fortaleza financiera del banco helvético se han hecho notar en los mercados y el banco central suizo está observando la situación. Entre tanto, JP Morgan ha mejorado la calificación de la firma radicada en Zúrich de ‘infraponderar’ a ‘neutral’, aunque también ha bajado el precio a sus títulos hasta los 6 francos suizos desde los 8 anteriores.

El banco, indica la firma estadounidense, cuenta con “más de 700.000 millones de dólares en activos bajo gestión de banca privada y su entidad jurídica suiza, que genera un 15% de RoTE en 2024E, tiene un valor de 15.000 millones de dólares con un PER de 7,5 veces en 2024E, es decir, un 140% de la capitalización bursátil del grupo”.

En este sentido, la entidad presidida por Jamie Dimon, ve que el “valor mínimo” de Credit Suisse es de 15.000 millones de dólares. “Creemos que, con la valoración actual de 0,27 veces el TBV y una capitalización de mercado de 11.000 millones de dólares, la dirección del grupo debería buscar todas las opciones disponibles para evitar una ampliación de capital significativamente dilutiva”, añaden, “No vemos que una ampliación de capital sea un resultado seguro”.

Por otro lado, aunque las recientes noticias negativas y la reacción del mercado han pasado factura al banco helvético, JPM espera que “esto se resuelva una vez que se aclare la reestructuración”. Con todo, la compañía neoyorquina indica que siguen viendo una “importante” volatilidad en el precio de las acciones, “incertidumbre sobre la estrategia” y riesgo de “ejecución de cualquier nueva estrategia” en el grupo.

Cabe recordar que los diferenciales de los CDS del banco, que ofrecen protección contra el impago de una empresa, se dispararon a finales de la semana pasada, indicando la preocupación de los inversores por su salud financiera. A finales de julio, Credit Suisse informó de unas pérdidas de 1.866 millones de francos suizos en el primer semestre y de 1.593 millones de francos suizos en el segundo trimestre estanco, afectado por "los factores macroeconómicos y geopolíticos". Además, se produjo la salida de su CEO, Thomas Gottstein.

Noticias relacionadas

contador