FG ganó 5,4 millones en 2018 por presidir BBVA, que no le reclama el variable

Carlos Torres genera un sueldo de 4 millones por su papel como consejero delegado el año pasado

Elena Lozano
Bolsamania | 13 feb, 2019 11:38 - Actualizado: 13:28
ep francisco gonzalez presidentebbva 20181121200202
Francisco González, presidente de BBVABBVA - Archivo
-1,02%
-0,10

Francisco González, expresidente de BBVA, cobró un sueldo de 4,06 millones de euros en 2018 por su cargo de primer ejecutivo de la entidad, lo que supone casi un 3% más que un año antes. Además, tiene derecho a percibir acciones por 1,42 millones de euros, de forma que la remuneración total generada el año pasado por ostentar la presidencia de BBVA hasta el 21 de diciembre es de 5,47 millones de euros, que aún no ha cobrado por completo. La entidad, por el momento, no le ha reclamado su retribución variable.

BBVA señala en su informe de remuneraciones de 2018 que, por el momento, no ha reducido ni reclamado la devolución de la remuneración variable en aplicación de las cláusulas clawback, que se incluyen en los contratos de los altos directivos. Estas cláusulas permitirían al banco reclamar a González la parte variable de su remuneración si, por ejemplo, encontrara evidencias de su participación en la contratación de la empresa de José Manuel Villarejo.

El cobro de la retribución variable está ligado a alcanzar determinados niveles de beneficio, ingresos, saneamientos y provisiones y resultado de operaciones financieras. A pesar de que en 2018 se incrementaron estos indicadores respecto a 2017, BBVA reconoce que variables como el beneficio atribuido, el rendimiento del capital y la ratio de eficiencia no llegaron a los objetivos debido a los desequilibrios económicos registrados en Argentina y Turquía.

No obstante, la retribución variable no se cobra de una sola vez. El banco pagará el 40% del variable de 2018 durante el primer trimestre, mientras que el 60% restante se difiere en cinco años y está sujeto al cumplimiento de determinados indicadores establecidos por el consejo de administración.

Esto ocurre con todos los consejeros ejecutivos, no solo con Francisco González, como la misma entidad reconoce en el informe: "Por lo que se refiere al anterior presidente, Francisco González Rodríguez, se ha determinado su retribución variable anual correspondiente al ejercicio 2018, que percibirá, de darse las condiciones para ello, con arreglo al mismo sistema de liquidación y pago aplicable a los consejeros ejecutivos, que incluye reglas de diferimiento, cláusulas malus y clawback y periodos de retención de las acciones".

Por su parte, Carlos Torres, actual presidente del banco, cobró un sueldo de 3,21 millones de euros por su papel como consejero delegado de BBVA, importe que es un poco inferior al cobrado un año antes. No obstante, a esta cifra se suma 1 millón de euros, que es la valoración de las acciones que recibió junto al sueldo. Además, en su nombre el banco aportó 1,9 millones de euros a su plan de pensiones, con lo que cuenta ya con 18,6 millones acumulados en este sistema de ahorro a largo plazo.

El actual consejero delegado, Onur Genç, que fue nombrado por el consejo de administración días antes de que terminara 2018, no devengó ninguna remuneración en el ejercicio por este cargo, aunque sí por su anterior puesto, el de consejero delegado de BBVA Compass. Ganó 2,2 millones de euros por su retribución fija y un variable de 980.000 euros.

Te Regalamos un número de la revista Estrategias de Inversión