ep archivo   el consejero delegado de caixabank gonzalo gortazar presenta los resultados de la
El consejero delegado de CaixaBank, Gonzalo Gortázar.Rober Solsona - Europa Press - Archivo
3,366€
  • -0,044€
  • -1,29%

El beneficio de CaixaBank en los nueve primeros meses del año ascendió a 4.801 millones de euros una vez incorporados los impactos extraordinarios asociados a la fusión con Bankia (por la aportación contable de 4.300 millones de diferencia negativa de consolidación, y el coste neto de 1.521 millones del proceso de reestructuración de empleo y otros gastos asociados a la integración).

Sin tener en cuenta los extraordinarios asociados a la fusión con Bankia, el beneficio ajustado fue de 2.022 millones de euros, frente a los 726 millones registrados en el mismo periodo del ejercicio anterior, que estuvo afectado por las elevadas provisiones constituidas para anticiparse a los impactos futuros que se pudieran derivar de la pandemia.

La entidad ha explicado que la positiva evolución del resultado recurrente responde a "la fuerte actividad comercial en los primeros nueve meses del año y a las menores dotaciones". En este contexto, la rentabilidad (ROTE a 12 meses sin extraordinarios de la fusión) asciende al 9,6%.

El consejero delegado de CaixaBank, Gonzalo Gortázar, ha realizado un “balance muy positivo de los nueve primeros meses del año” y ha destacado como aspectos relevantes “la buena evolución del negocio bancario y de seguros en un entorno todavía complejo, y el proceso de integración que discurre de forma rápida, adecuada y en línea con lo previsto”.

En relación a la evolución del banco, Gortázar ha explicado que “una vez más conseguimos un buen resultado en un entorno de tipos que ejerce una gran presión sobre los márgenes al mantener estables los ingresos debido a nuestro modelo de negocio, muy diversificado, a la intensa actividad comercial y a una mayor escala”.

Además, el consejero delegado de CaixaBank ha señalado que “la morosidad se mantiene muy contenida, con una ratio por debajo de los grandes bancos en España y con un buen comportamiento de pago de las moratorias y de los préstamos con aval del ICO”.

Sobre el proceso de fusión, Gortázar ha detallado que “toda la organización está muy centrada en la ejecución final de la integración tras seis meses en los que se ha avanzado decisivamente en tres áreas clave: la integración de personas, del modelo de negocio y de los sistemas”.

OTRAS MAGNITUDES

En la visión proforma de resultados (con perímetros homogéneos), los ingresos core se mantienen estables (8.450 millones de euros), gracias a que la "fuerte" actividad comercial compensa el impacto negativo derivado de la caída de los tipos de interés.

El margen de intereses asciende a 4.864 millones de euros (-4% respecto al mismo periodo de 2020). Este descenso se debe, principalmente, a un decremento en los tipos de interés -en niveles negativos- que provoca una disminución de los ingresos de los créditos, al cambio de estructura de la cartera crediticia debido al incremento de los préstamos parcialmente avalados por el Instituto de Crédito Oficial (ICO) y al sector público, y a la reducción de los ingresos procedentes del crédito al consumo, entre otros factores. Estos efectos se han visto parcialmente compensados por el incremento de financiación del Banco Central Europeo (BCE) en mejores condiciones.

Respecto al margen bruto, desciende un 1,1% en tasa interanual, principalmente por los menores resultados de operaciones financieras (-57,1%) que incorporaban extraordinarios en 2020.

Por su parte, las dotaciones para insolvencias se reducen, con 616 millones de euros entre enero y septiembre de 2021, frente a los 2.406 millones de euros del mismo periodo de 2020, que incluía el registro de una dotación por 1.611 millones anticipando impactos futuros asociados a la pandemia.

Por otro lado, aunque se incrementan los gastos de personal (+1,6%) y las amortizaciones (+2%), los gastos generales disminuyen un 2,9%, lo que influye en la mejora de la ratio de eficiencia core (12 meses) en 0,9 puntos porcentuales, hasta el 55,3%, respecto al tercer trimestre del ejercicio anterior.

CAPITAL Y LIQUIDEZ

En los nueve primeros meses del ejercicio, la ratio de capital principal CET1 alcanza el 13%, con lo que se sitúa "cómodamente" por encima del objetivo anunciado del 11-11,5%. En comparación con el mismo periodo del año anterior, se sitúa medio punto por encima, ya que entonces era del 12,5%.

La entidad ha conseguido entre enero y septiembre generar 88 puntos básicos de capital, lo que ha permitido compensar parcialmente los 107 puntos básicos que ha restado la integración de Bankia incluyendo los costes extraordinarios.

Por otro lado, la ratio de requerimientos regulatorios MREL sobre APRs se sitúa en el 25,6% a cierre del tercer trimestre, con lo que cumple "de manera confortable" con el nivel exigido para la entidad en 2024.

En cuanto a los activos líquidos totales, se sitúan en 173.125 millones de euros a 30 de septiembre, con un crecimiento de 58.674 millones de euros en el año, debido, principalmente, a la integración de Bankia. En este sentido, el Liquidity Coverage Ratio del Grupo (LCR) es del 327%, lo que muestra una holgada posición de liquidez (304% LCR media últimos 12 meses), muy por encima del mínimo requerido del 100%.

RATIO DE MORA

La ratio de morosidad se sitúa en el 3,6%, el mismo nivel en que se encontraba el pasado mes de junio. Con respecto a diciembre de 2020, ha subido tres décimas por la integración.

Asimismo, los saldos dudosos a cierre del tercer trimestre ascienden a 13.955 millones de euros, 50 millones menos que al cierre del trimestre anterior. La ratio de cobertura de morosidad es del 64% y el coste del riesgo (últimos 12 meses) se sitúa en el 0,25%.

Respecto al total de moratorias de hipotecas y préstamos concedidas por el grupo para apoyar a sus clientes en el marco de las medidas impulsadas para mitigar el impacto de la situación generada por el coronavirus, solo continúan vigentes a 30 de septiembre 5.034 millones de euros y la práctica totalidad vence antes de finalizar el año. Las moratorias mantienen un "buen comportamiento de pago" y los saldos en mora representan solo el 0,5% de la cartera de crédito.

Noticias relacionadas

contador