¿Será suficiente la 'Powell put' para que Wall Street marque nuevos récords?

El mensaje ultra acomodaticio de la Fed busca generar estabilidad para el mercado

César Vidal
Bolsamania | 23 mar, 2019 06:00
trumppowell

El mercado lo tiene claro. La 'Powell put', como en su día la 'Greenspan put', ha vuelto a Wall Street. El mensaje ultra acomodaticio que mandó esta semana la Reserva Federal de EEUU (Fed), capitaneada por Jerome Powell, hace pensar a los expertos que el banco central estadounidense sostendrá a la Bolsa de Nueva York contra viento y marea.

Como ha dicho el célebre Jim Cramer, el banquero central ha enmendado sus errores de principiante (en octubre comentó que los tipos estaban lejos de ser neutrales y en diciembre señaló que la reducción del balance estaba en 'piloto automático, lo que provocó un desplome del 20% en Wall Street) y ha puesto sobre la mesa la 'Powell put', la opción que asegura a los inversores que la Fed no dejará caer los mercados.

"La Fed todavía está reaccionando a su fallida subida de tipos de diciembre", afirman los analistas de TD Securities. "Su comunicación en las reuniones de enero y marzo indican que está muy preocupada sobre el fuerte endurecimiento de las condiciones financieras tras su reunión de diciembre, por lo que está (sobre) determinada a no repetir esa experiencia".

En su opinión, es positivo que el banco central no quiera que algún fallo en su comunicación genere volatilidad adicional en el mercado y busque estabilidad a corto plazo, pero al mismo tiempo corre el riesgo de generar un mayor riesgo a largo plazo. Por ello, la Fed puede haberse pasado de frenada, al lanzar un mensaje demasiado 'dovish' (blando) en las circunstancias actuales.

El propio Powell comentó que dos de las principales incertidumbres para el crecimiento global, las tensiones comerciales entre China y Estados Unidos y el Brexit, todavía no se han resuelto. En este escenario, ¿servirá la 'Powell put' para que la bolsa americana siga subiendo?

LA VALORACIÓN DE LOS EXPERTOS

Anna Stupnytska, economista global de Fidelity International, comenta que las previsiones anticipadas por la Fed "consolidan la perspectiva de que no habrá más alzas de tipos de interés este año", aunque al mismo tiempo dejan al banco central "con poco margen de maniobra si los datos sorprenden al alza a medida que avanza el año". Su previsión es que si la economía sigue mejorando, puede ser necesaria una "vuelta hacia la trayectoria de normalización" monetaria, lo que puede decepcionar al mercado.

No piensa lo mismo Mondher Bettaieb, director de crédito de Vontobel Asset Management, quien opina que las medidas de la FED, junto a las anunciadas por el BCE, apoyarán al mercado de crédito y a la renta variable. En su opinión, el FOMC, el Comité Federal de Mercado Abierto que decide la política monetaria de EEUU, "ha terminado con el actual ciclo de subidas de tipos".

Este experto recuerda que el S&P 500 sube alrededor de un 20% desde que la Fed termina con el ciclo de subidas de tipos, "siempre y cuando haya un crecimiento económico aceptable". Así que a la Bolsa de Nueva York todavía le quedaría un gran recorrido alcista, según Bettaieb. Su conclusión es que "no lucharemos contra la Reserva Federal ni contra el BCE en esta fase".

Rick Rieder, director de inversiones de renta fija global en BlackRock, señala que las medidas acomodaticias de la Fed "permitirán que la economía se flexibilice ligeramente", lo que aumentará la duración del actual ciclo de bonanza económica y será positivo para los activos de riesgo.

"La realidad es que la economía estadounidense está registrando uno de los periodos de crecimiento e inflación más estables de su historia, y su destacada resistencia se debe a una economía más orientada al consumo y los servicios y que, por tanto, requiere menores ajustes que antes en materia de política monetaria", afirma Rieder.

Desde TD Securities, añaden que la postura paciente de Powell se debe a "riesgos externos más que al temor sobre la economía de EEUU", lo que sugiere un cambio de su postura, más que un cambio en sus previsiones, "lo que debería ser positivo para los activos de riesgo" como las acciones "y los bonos del Tesoro".

Sin embargo, el mercado ha comenzado a temer que el mensaje ultrad 'dovish' de Powell se deba a su temor de que EEUU caiga finalmente en una recesión, después de que la curva de rendimientos de los bonos del Tesoro americanos de largo y corto plazo se haya invertido por primera vez desde 2007. Así las cosas, no está claro si la 'Powell put' servirá para sostener a las bolsas o, como teme Oxford Economics, aumente el riesgo de que la política acomodaticia de la Fed y el sesgo de recesión puedan llevar a una profecía de autocumplimiento".

En su opinión, el cambio de enfoque del banco central puede hacer pensar al mercado que existe un riesgo de recesión, pese a que los fundamentales de EEUU son sólidos. Sin embargo, puede producirse "un retroceso del sector privado por la incertidumbre política y la acomodación de los bancos centrales", un riesgo importante que monitorizarán en los próximos meses.

GKFX Te regala el libro sobre Técnicas de Trading de 162 páginas