Bruselas se divide ante Johnson pero no cree que perjudique las relaciones

La mayoría opina que no aumentan las posibilidades de un Brexit sin acuerdo

Cristina Hidalgo
Bolsamania | 28 ago, 2019 20:12
ep banderas comision europea en bruselas
Banderas comisión europea en BruselasAMIO CAJANDER/FLICKR - Archivo

La decisión de Boris Johnson de suspender la actividad del Parlamento de Reino Unido hasta el 14 de octubre y el apoyo de la Reina de Inglaterra, ha dejado opiniones divididas en Bruselas. Sin embargo, algunos funcionarios creen que no aumentará las posibilidades de un Brexit sin acuerdo, e incluso podría disminuirlas.

Johnson ha decidido cerrar el Parlamento británico casi cinco semanas, hasta el discurso de la Reina, es decir, cuatro días antes de la Cumbre de la Unión Europea que podría ser la última oportunidad del país para llegar a un acuerdo sobre el Brexit.

Y además son menos de tres semanas para la fecha en la que el primer ministro británico se había comprometido en sacar al Reino Unido del bloque tanto si se llega a un acuerdo como si no.

La decisión ha sido calificada como "sinisestra" por Guy Verhofstadt, ex primer ministro belga, mientras que Nathalie Loiseau, ex ministra de asuntos europeos de Francia, se ha referido a la democracia británica como "enfermedad".

Antes de este miércoles, el optimismo se había instaurado entre los círculos diplomáticos después de que la pasada semana, Johnson se reuniera con la canciller alemana, Angela Merkel y el el presidente francés, Emmanuel Macron.

Desde Bloomberg, han explicado que pese a todo, los funcionarios en Bruselas no descartan un acuerdo en las próximas semanas. Pero no quieren especular sobre las consecuencias de la suspensión del Parlamento porque lo ven como una cuestión política "puramente doméstica".

Y han añadido que no supondrá que baje el ritmo de trabajo entre Londres y Bruselas. Además, varios miembros no han descartado un acuerdo en las próximas semanas, si bien están trabajando en un modelo de respaldo revisado que podría ser más aceptable para los británicos.

También están quienes han opinado que cuando los parlamentarios vuelvan al trabajo, con tan poco tiempo para decidir sobre el Brexit, se sentirán presionados para aprobar un nuevo acuerdo. Pero supondrá que Boris Johnson cerrará un acuerdo que no incluirá tantos cambios como quiere.

Otro funcionario, también anónimo, ha detallado a la agencia de noticias, que los negociadores europeos no esperaban ningún movimiento decisivo hasta finales de octubre.

Te Regalamos un número de la revista Estrategias de Inversión