ep el presidente de iberdrola ignacio sanchez-galan
El presidente de Iberdrola, Ignacio Sánchez-GalánIBERDROLA - Archivo
10,00€
  • -0,12€
  • -1,16%

Morgan Stanley considera que el dividendo de Iberdrola es uno de los más sólidos en Europa junto al de otras compañías como Bae Systems, Carrefour, Danone, Allianz, Akzo Nobel, Sanofi, Vodafone, Enel y Orange.

La eléctrica prevé que tanto su beneficio neto como su dividendo de 2020 se incrementen, a pesar de la actual crisis por la pandemia del coronavirus. Así lo ha asegurado su presidente, Ignacio Sánchez Galán, durante la junta de accionistas, que ha realizado vía telemática. De esta forma, volvería a conseguir una rentabilidad récord, por encima de los 3.406 millones que logró en 2019.

Sánchez Galán no ha dado previsiones concretas en cuanto a cifras. Hay que recordar que, al margen de la evolución del negocio en sí, Iberdrola podrá registrar en su contabilidad de 2020 el impacto positivo de la venta de 8% de Siemens Gamesa, que le reportó 1.000 millones de euros y unas plusvalías de 485 millones.

DIVIDENDO, AL ALZA

"Creemos en una economía social de mercado, prestamos un servicio esencial", ha asegurado Galán a la pregunta de un accionista sobre si mantendrá el dividendo. "Muchos de nuestros accionistas son pensionistas", ha indicado. "Me consta que el dividendo complementa sus ingresos. Pueden estar seguros de que somos conscientes de sus necesidades", ha insistido. Con cargo a 2019, el dividendo fue de 0,4 euros por acción y la previsión de la compañía es mantener la línea creciente en 2020.

"Gracias a un política financiera prudente tenemos liquidez para 18 meses", en el peor escenario, ha matizado el directivo durante su intervención. "Esta política financiera nos permite pagar el dividendo y realizar, e incluso acelerar, las inversiones". En este sentido, Galán ha indicado la emisión de bonos comunicada este miércoles, por valor de 750 millones de euros.

Noticias relacionadas

contador