• El primer ministro británico insiste en eliminar la cláusula sobre la salvaguarda irlandesa
merkel-conference-allemagne-ukraine-berlin

30 días. Ese es el plazo que la canciller alemana, Angela Merkel, ha ofrecido al primer ministro británico, Boris Johnson, para que prepare su propuesta sobre el Brexit para evitar un divorcio a las bravas. El 'primer' insiste en eliminar la cláusula de la salvaguarda de la frontera irlandesa del acuerdo, aunque Bruselas no parece dispuesta a ello. Este jueves Johnson se reúne con el presidente francés, Emmanuel Macron, al que planteará la misma propuesta que a Merkel.

Merkel abrió este miércoles la posibilidad de renegociar el acuerdo de la salida de Reino Unido de la Unión Europea, y evitar así un Brexit sin acuerdo. Y es que Johnson insiste en que el país abandonará el club europeo el próximo 31 de octubre pase lo que pase. En la reunión que ambos líderes mantuvieron en Berlín, la canciller ofreció un plazo de un mes para que el británico presente a la Comisión Europea alternativas al punto sobre la frontera con Irlanda, que según Johnson es el principal escollo para no aceptar los términos del acuerdo pactado por su antecesora, Theresa May.

"Desde el momento en que tengamos una solución para el problema de la frontera irlandesa, entonces no necesitaremos la salvaguarda", dijo Merkel, que remarcó que el primer paso es escuchar la propuesta de Londres sobre el asunto. Sobre todo, señaló, porque "la salvaguarda siempre ha sido una opción de seguridad hasta que ese tema se solucione". "Se ha dicho que probablemente encontremos una solución en dos años, pero podríamos encontrar una en 30 días. ¿Por qué no?", se preguntó la líder alemana.

Merkel, que aprovechó para reiterar que los objetivos de la UE son proteger el mercado único, mantener unas buenas relaciones con el Reino Unido tras la salida y, a la vez, asegurar que se cumplen los acuerdos de paz en Irlanda del Norte, mostró un optimismo que no es compartido por Francia. De hecho, poco después de la reunión Berlín-Londres, el presidente francés descartaba una renegociación de la salvaguarda en los términos exigidos por el 'primer' británico.

Y es que Macron no ve ninguna razón para garantizar un retraso del Brexit si no hay un gran cambio en la situación política, como unas elecciones o un referéndum, según sus declaraciones recogidas por Reuters. Además, considera que las pautas planteadas por Johnson son "demasiado imprecisas" y dice que si se produce un Brexit sin acuerdo la responsabilidad será exclusivamente de Reino Unido.

¿SALVAGUARDA INNEGOCIABLE?

Johnson, por su parte, se mostró este miércoles encantado de escuchar que las conversaciones podían retomarse, sobre todo después de que Bruselas haya insistido una y otra vez en que el acuerdo alcanzado entre May y la UE, que ha sido rechazado hasta en tres ocasiones por el Parlamento británico, y más concretamente la cláusula sobre la salvaguarda irlandesa, era innegociable.

"Quiero ser absolutamente claro con todos nuestros amigos alemanes, y con el gobierno alemán, al decir que en el Reino Unido quiere un acuerdo, y podemos tenerlo", afirmó Johnson. "Necesitamos que se elimine la salvaguarda, y si podemos hacer eso, entonces estoy seguro de que podemos avanzar juntos", añadió. La propuesta que llevó ante Merkel es la misma que este jueves planteará a Macron.

Noticias relacionadas