El mercado rebaja la ilusión por el acuerdo del Brexit: "Nada acaba hasta que acaba"

Johnson tiene una oportunidad, "pero lo tiene difícil" para convencer al Parlamento

Virginia Mora
Bolsamania | 18 oct, 2019 06:00 - Actualizado: 11:27
boris-johnson-nouveau-premier-ministre-britannique

El fin del Brexit, más de tres años después, está a un paso tras el acuerdo que alcanzaron la Unión Europea y Reino Unido este jueves. No obstante, los expertos han rebajado la euforia que se ha desatado con la noticia, recordando que este es solo el primer paso del largo camino que aún queda por recorrer, sobre todo al primer ministro británico, Boris Johnson, que tiene ante sí la difícil tarea de convencer al Parlamento para que respalde el acuerdo.

"Nada acaba hasta que acaba", apuntan los analistas de la plataforma de inversión británica Interactive Investor, que avisan de una realidad que puede dar al traste con todo lo logrado. El acuerdo entre Bruselas y Londres aún debe recalar en el Parlamento Europeo y en Westminster para su aprobación, y cualquier dificultad cambiaría de nuevo el escenario. No se esperan problemas en la Cámara comunitaria, pero sí en el Parlamento británico, donde Johnson deberá convencer a diputados con ideas muy diferentes sobre el Brexit, tanto de su partido como de la oposición, para que respalden el texto ya que ni siquiera cuenta con mayoría. Depende, sobre todo, de sus socios de coalición, los unionistas norirlandeses (DUP), que se muestran reacios a respaldar el acuerdo.

Johnson, dicen por su parte desde Berenberg, "tiene una oportunidad, pero va a ser difícil". Los analistas de esta firma alemana recuerdan que la Cámara de los Comunes votará el nuevo acuerdo el sábado en una sesión extraordinaria que se le ha complicado al 'premier', y es que éste pretendía que durase una hora y media, aunque la oposición ha vuelto a unirse para alargar la sesión con el objetivo de poder incluir en el orden del día votaciones sobre otras cuestiones, como por ejemplo la posibilidad de hacer un referéndum sobre el acuerdo. Por tanto, dice Berenberg, "mucho dependerá de cómo le venda Johnson el trato a los legisladores de línea dura en los próximos días".

Este jueves las bolsas se desinflaron, precisamente, por los obstáculos que tiene por delante Johnson. "Las cosas no son tan sencillas, hay mucho que asimilar", comentan los analistas de Spreadex, que ponen el acento no solo en que Johnson parece haber "abandonado al DUP", partido que sigue negándose al acuerdo porque no comparte las cuestiones aduaneras acordadas sobre la frontera irlandesa, sino también en el hecho de que el presidente de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker, dijo en su comparecencia conjunta con el primer ministro que "no habrá prórroga", añadiendo así aún más presión sobre la histórica sesión que tendrá lugar el sábado en el Parlamento británico.

"Existe un alto grado de cautela entre los inversores, ya que Westminster aún no ha dado su opinión", señalan por su parte los expertos de Greentarget. Y es que, dado que el DUP se resiste, lograr la aritmética parlamentaria necesaria para aprobar el acuerdo parece difícil. "Podríamos estar de nuevo en la misma posición que hace más de seis meses, cuando el Acuerdo de Retirada de Theresa May no pudo pasar el corte del Parlamento", remarcan desde XTB.

Una idea pesimista que se repite también en los comentarios de los expertos de Oanda. "Cualquiera que espere que el proceso sea sencillo ahora se está engañando a sí mismo", dice esta firma, que recuerda que "todavía hay muchas posibilidades de que nos dirijamos a una extensión y a unas elecciones" porque "nada en el Brexit es sencillo". Además, los analistas de Oanda afirman que tenemos por delante un "fin de semana salvaje" que hará que los mercados estén la próxima semana "aún más impredecibles".

¿UN RAYO DE ESPERANZA?

Son muchos los analistas que ven "improbable" el acuerdo en el Parlamento británico, aunque también hay otros que aún mantienen la esperanza. Es el caso de los expertos de Natixis IM, que creen que el texto de Johnson tiene muchas más probabilidades de éxito que el de su predecesora Theresa May porque "ya hay mucha fatiga sobre el Brexit". "La incertidumbre ha estado pesando sobre los datos y los sentimientos, y la idea es que esta podría ser la última oportunidad para lograr una salida de la UE suave", remarcan.

En opinión de estos analistas, Johnson realmente espera que los legisladores "cambien de opinión, o se den cuenta de que la alternativa es peor", y por eso parece confiar en que logrará el respaldo de la Cámara de los Comunes. El 'premier' necesita 320 votos para aprobar su acuerdo del Brexit, del total de 650 escaños (aunque solo hay 639 legisladores activos, porque los siete diputados del Sinn Fein de Irlanda del Norte no ocupan sus sillones y el 'spraker' y los tres miembros de la mesa del presidente de la Cámara no votan). "Aunque el Parlamento no parece sumar en este momento, no descarten que el acuerdo llegue a buen puerto el sábado", señala Exane en una nota a los inversores, en la que dice que podría producirse un "cambio de postura" en el DUP porque se va a ver sometido a una "intensa presión" estos días.

Si el acuerdo finalmente se aprueba en el Parlamento británico, el período de transición comenzaría el 1 de noviembre y las negociaciones comerciales también comenzarían inmediatamente. Ambos se extenderán en el tiempo, por lo que "reinará un status quo virtual durante más años, pero sin incertidumbre", concluyen desde Natixis IM.

Te Regalamos un número de la revista Estrategias de Inversión