Belgravia Capital critica a los bancos europeos: "Solo los holandeses crecen y tienen calidad"

La gestora española anticipa fuertes caídas en bolsa en 2019, por debajo de 2018

  • Después del verano lanzará un fondo de bolsa europea invertido al 80% en acciones como mínimo
ep economiafinanzas- ing incorpora apple payformapagotravesmovil
Oficinas centrales de INGING - Archivo

“Los bancos europeos cotizan a múltiplos bajos porque ni tienen crecimiento ni tienen calidad, salvo honrosas excepciones”. Así de rotundo se muestra Carlos Cerezo, presidente y director de Inversiones de Belgravia Capital, sobre la banca del viejo continente. A juicio de este gestor independiente español, esas excepciones son los bancos holandeses en general y algún banco francés en particular.

Las principales apuestas de Belgravia en el sector bancario son ING y ABN Amro. También BNP Paribas. “Los bancos europeos están muy baratos porque no tienen visibilidad de crecimiento y la prima de riesgo es alta. Por eso no los tenemos en cartera. Pero sí tenemos bancos holandeses, ya que crecen más que el resto de los europeos y tienen algo más de calidad crediticia y capital”, justifican desde la gestora.

La firma, que gestiona poco más de 200 millones de euros entre fondos españoles y luxemburgueses, está abriendo la puerta a nuevos inversores tras perder desde 2017 casi la mitad de su patrimonio, que llegó a estar próximo a los 400 millones. Se califica como una gestora value de renta variable paneuropea, pero al mismo tiempo “ecléctica”.

“El value investing es que una empresa cotice con descuento frente a su valor intrínseco, no que esté con múltiplos baratos. Si como gestor solo compras múltiplos bajos, lo único que compras son compañías de baja calidad o que no crecen”, considera Cerezo.

Su última compra ha sido Carrefour. “Tras tres o cuatro intentos fallidos de darse la vuelta en los últimos 20 años, por fin tiene un gestor que lo está haciendo bien”, alaba Belgravia. En el verano de 2017, Alexander Bompard (un ex Fnac) tomaba las riendas de la cadena de supermercados francesa para poner en marcha un ambicioso plan de transformación, Carrefour 2022, que contempla importantes reducciones de costes y la venta de divisiones no estratégicas.

CUBRIRSE ANTE UNA GRAN CAÍDA DE LAS BOLSAS

Según Belgravia, ahora no es difícil encontrar compañías baratas. “De hecho”, reconocen sus gestores, “es más fácil ahora que hace año y medio”. Sin embargo, “lo difícil es que suban de precios”. No lo hacen por el momento de transición en el que se encuentra el ciclo económico, de alcista a bajista, una transición que tiene un efecto colateral para los gestores activos: “La dinámica de mercado favorece hoy a la gestión pasiva”, al menos hasta que se produzca la gran caída que muchos gestores ya anticipan, como la propia Belgravia. En su último informe, afirmaba que, para 2019, “esperamos caídas en bolsa y mínimos inferiores a los de 2018”.

Los fondos de Belgravia -donde destaca el Épsilon- tienen un 78% de liquidez y un 22% de posiciones largas en bolsa, cubiertas estas últimas casi en su totalidad con futuros. Así, su riesgo de mercado (neto) es ligeramente superior a cero.

La firma ha adelantado que, previsiblemente después del verano, lanzará un nuevo fondo de bolsa europea pero, en este caso, invertido como mínimo al 80% en acciones y sin la posibilidad de realizar coberturas. Su intención es que los inversores más arriesgados que quieren únicamente su selección de valores pero no su modulación de la exposición al mercado puedan tener un producto específico donde colocar su dinero dentro de la casa.