ep usoredes sociales repercutela salud mentallos jovenes

Las redes sociales pueden tener muchas utilidades, pero pueden hacer que se pierda la oportunidad de un trabajo. Por ello, hay que cuidar lo que se publica, ya que una de cada cinco empresas reconoce que revisa las redes sociales de los candidatos antes de cerrar una contratación.

Según un estudio realizado por la plataforma de empleo InfoJobs, el 22% de las empresas reconoce haber descartado a un perfil que de primeras les había gustado tras ver la información publicada en sus perfiles sociales. El principal motivo de descarte, para el 55%, son las mentiras o incoherencias entre lo comentado en la entrevista y la información encontrada en las redes sociales.

El segundo motivo más mencionado (44,5% de las empresas) es el contenido fotográfico recogido en las redes sociales, mientras que las faltas de ortografía graves en las publicaciones se convierten en la tercera causa más mencionada (43%).

El principal motivo de descarte son las mentiras o incoherencias entre lo comentado en la entrevista y la información encontrada en las redes sociales

"En las grandes empresas, la reputación corporativa y la marca adquieren una gran importancia, ya que de ellas depende la captación y retención de talento. Por ese motivo son menos aceptados los comentarios negativos en las redes sociales. Asimismo, que un profesional tenga este tipo de actitudes en las redes sociales dice mucho sobre su persona y es lógico que una empresa no quiera contar con un perfil de este tipo", explica la responsable de comunicación de InfoJobs, Judith Monmany.

El hábito de consultar las redes sociales de los candidatos es mayor entre las que tienen de 10 a 49 empleados (53,5%), mientras que en las grandes empresas, de 50 empleados o más, es menos frecuente y solo un 42% declara revisar las redes sociales de los candidatos a un puesto.

Entre las redes sociales, Facebook es la más consultada por las empresas. Un 84% de las compañías que revisan los perfiles sociales de los candidatos declaran utilizar esta red para obtener información de los perfiles entrevistados. Por detrás le sigue LinkedIn, consultada por un 79%, que se sitúa como un escaparate para analizar los méritos profesionales de los candidatos. Esto ha hecho que su uso crezca respecto al año pasado, cuando era consultada por el 69%, y que sea la red favorita para medianas y grandes empresas.

Este año, en tercer lugar se sitúa Instagram, al ser usada por el el 49% de las empresas. Su uso ha crecido en 16 puntos porcentuales en tan solo un año. Desbanca, además, a Twitter, que cae a la cuarta posición, siendo utilizada por el 36% de las empresas, cifra inferior al 41% del año pasado.

"Con estos datos lo que vemos es que las empresas recurren a redes sociales tanto de carácter profesional como a las de uso más personal para completar información de los candidatos. En cada una de ellas pueden encontrar datos de diferente índole que les ayuden a formarse una idea más completa del profesional", añade Monmany.