cb felicidad inversor short1
Inversor feliz.
3.671,78
  • -0,40
  • -0,01%

La salud macro preocupa. Mucho. Pero algunas entidades deciden ver el vaso medio lleno. Sobre todo para las bolsas. Es el caso de Deutsche Bank. El banco alemán reconoce que "la economía global está tocando fondo"... y eso es bueno para la renta variable. ¿Por qué?

Todo lo que sube baja. Y viceversa. Por eso Deutsche anticipa que 2020 será el año de la recuperación de la economía mundial ("esperamos una mejora en el crecimiento global") y, con ella, irán de la mano los buenos retornos bursátiles.

Ese binomio que une una robusta economía con un buen rendimiento de la renta variable es por todos conocido.

Uno de los expertos de 'MarketWatch', Jeffrey Bartash, ya avisó de que pese a que Wall Street esté marcando máximo tras máximo la economía de EEUU no estaba precisamente bien y eso podía acabar lastrando a las bolsas.

"Una de las claves de nuestro optimismo es que riesgos como el Brexit y la guerra comercial evolucionan de forma positiva y la posibilidad de que haya un volantazo en ambos conflictos parece remota", aseveran desde Deutsche. La entidad germana espera así un crecimiento de la economía global del 3,1% este año y el siguiente. Las 'tapadas' serán las emergentes que crecerán un 4,4% respecto al 4% pronosticado para 2019.

Esta confianza en la recuperación macro acompaña sus perspectivas de inversión en los próximos meses: "Nos mantenemos alcistas en bolsa, especialmente en la EEUU donde esperamos que el S&P 500 siga marcando máximos entre finales de 2019 y el primer trimestre de 2020", agregan.

LOS RIESGOS A LA BAJA SIGUEN AHÍ

¿No hay nubes que se interpongan a este cielo tan despejado que dibuja Deutsche Bank? Las hay: "Algunos de los riesgos a la baja son una escalada de la guerra China-EEUU, nuevos aranceles entre Europa y EEUU, un Brexit duro y un aumento de la tensión entre Irán y Arabia Saudí".

A corto plazo, este mismo lunes estamos presenciando caídas en bolsas como la estadounidense. Las causas son claras: los flojos (y recientes) datos manufactureros y la guerra comercial con un acuerdo de 'fase uno' entre Pekín y Washington que parece no llegar nunca.

Noticias relacionadas

contador