ep oficina de bbva en zurich suiza
BBVA - Archivo
4,09€
  • -0,09€
  • -2,06%

Los clientes del programa Adiós Comisiones de BBVA tendrán que vincularse más con la entidad a partir de ahora, ya que el banco ha puesto en marcha esta semana su nueva política de comisiones por la que obliga a sus usuarios a utilizar más la tarjeta de crédito o cumplir nuevos requisitos si no quieren hacer frente al pago de una comisión que llega hasta los 100 euros al año.

A partir de ahora, para los clientes mayores de 29 años, el importe mínimo de la nómina o ingresos domiciliados sube de los 600 euros que exigía actualmente a los 800 euros mensuales. También sirve una pensión o prestación por desempleo de 300 euros. Además, las tarjetas de débito dejarán de computar y se exige realizar al menos siete movimientos con la tarjeta de crédito o tener al menos cinco recibos domiciliados cada cuatro meses. En el caso de optar por cambiar la tarjeta de débito por la de crédito, hay que señalar que BBVA no cobrará intereses por pagar las compras a final de mes.

Mientras, los clientes con edades comprendidas entre los 21 y 25 años, tendrán que disponer de una tarjeta de débito o crédito contratada, así como un contrato multicanal con teléfono móvil y correo electrónico para introducirlos desde la web o la aplicación del banco. Aquellos de entre 26 y 29 años, además de estas mismas condiciones, también tendrán que realizar un mínimo de siete compras en cuatro meses con tarjeta de crédito para no pagar comisiones. Eso sí, los que estén en posesión de una Cuenta Joven o sean menores de 21 años están exentos de cualquier pago.

Los clientes que desde este 15 de diciembre no empiecen a cumplir con estas condiciones, tendrán que hacer frente a una comisión de mantenimiento anual de 100 euros: 35 euros por la tarjeta de débito y 43 euros por la de crédito.

BBVA también cambia la tarifa que aplica a las transferencias llevadas a cabo desde alguna de sus oficinas. A partir de este mes, será del 0,4%, con una comisión mínima de 6 euros, para aquellas que se abonen al día siguiente. Si la transferencia es urgente, el cargo será del 0,5%, con un mínimo de 15 euros. Las transferencias realizadas desde la web del banco, la aplicación, o sus cajeros seguirán siendo gratuitas en el caso de las de abono al día siguiente y continuarán teniendo un coste de 1,25 euros las inmediatas.

Además, la entidad ya dio a conocer hace unas semanas que a partir del 1 de enero de 2021 cobrará una comisión de 2 euros por retiradas de efectivo en ventanilla por un importe inferior o igual a 2.000 euros. En este caso, el importe será fijo y se cargará en la cuenta desde la que se realice la disposición, mientras que no cobrará nada en el caso de que el cliente saque más de 2.000 euros.

Noticias relacionadas

contador