La concertada teme que los padres dejen de pagar el donativo por Hacienda

Las organizaciones acusan al Gobierno de crear alarma coincidiendo con el plazo de admisión

Irene Hernández
Bolsamania | 07 feb, 2019 06:00 - Actualizado: 10:22
ep mesas pupitresaulacolegio

Tras las últimas informaciones relacionadas con los donativos en la educación concertada, los padres cuyos hijos acuden a este tipo de colegios están alerta. Más, después de las declaraciones de Hacienda sobre la devolución de las deducciones en el IRPF por las llamadas donaciones. En pleno plazo de admisión de alumnos, algunas organizaciones piden "tranquilidad" a las familias ante el temor de que decidan no pagar estos donativos.

"Serenidad" y "calma" es lo que pide a las familias que llevan a sus hijos a centros concertados el presidente de la Confederación Católica Nacional de Padres de Familia y Padres de Alumnos (Concapa), Pedro José Caballero. "Todo está bien hecho, bien justificado y conforme a la ley", salvo algún caso "puntual" que puede haber, asegura refiriéndose a las llamadas donaciones a estos colegios después de que Hacienda dijera que se tendrían que devolver las deducciones correspondientes por estos donativos.

A Caballero le resulta curioso que este debate resurja justo en el momento en el que está en marcha el plazo de admisión de alumnos para el próximo curso. "Estos debates estériles y sectarios siempre se realizan al comienzo de cada curso o cuando se abren los procesos de escolarización y admisión de alumnos, enfrentando a las familias y creando un ambiente de incertidumbre y desconcierto entre las mismas". Ante esto, Concapa quiere dejar claro que "no recibe un trato diferente el alumno cuya familia es donante de la que no".

Además, cree que el Gobierno ha vuelto a lanzar la polémica dejando a las familias "como si fuéramos defraudadoras". Algo que, según explica, no es así ya que estas donaciones "se llevan a cabo desde la libertad, voluntariedad y sin ningún tipo de contraprestación", por lo que cumplen la normativa y están dentro de los cauces legales para poderse desgravar.

Desde el Colegio de Gestores de Cataluña hacen el mismo llamamiento a los padres: "deben estar tranquilos" ya que el foco "se debe poner en las fundaciones". Del mismo modo, el secretario general de Escuelas Católicas, José María Alvira, también pide "mantener la calma". "No hay motivos para alarmar a los padres ni a los colegios porque nos parece que no hay variación ni en la legislación ni en la interpretación que hace el Ministerio de Hacienda".

"No hay motivos para alarmar a los padres porque no hay variación ni en la legislación ni en la interpretación que hace Hacienda"

"Tanto fuentes del Ministerio de Educación como de Hacienda señalan con claridad que las actuaciones de Hacienda se han restringido a casos aislados y no estamos ante ningún aviso oficial de la Agencia Tributaria que afecte a la generalidad de los padres que ha elegido la enseñanza concertada y efectúa donaciones", recalca Alvira.

Es más, algunos padres ya han empezado a recibir mensajes desde los colegios "ante la alarma que están produciendo las noticias", a la vez que se sorprenden de "la magnitud y repercusión mediática de este asunto". "Sabemos que existen distintas organizaciones y sectores interesados en restringir la escuela concertada, por ello, no sería aventurado pensar que estamos ante una campaña para desestabilizar nuestro sector y generar incertidumbre e inseguridad entre los miembros de nuestras comunidades educativas. Es el momento de mantener la calma y permanecer unidos en defensa de la libertad de enseñanza y de nuestro modelo educativo", dicen en este mensaje.

Sin embargo, desde la Confederación Española de Asociaciones de Padres y Madres del Alumnado (Ceapa) no son tan prudentes. Aseguran que la mayoría de colegios concertados cobran cuotas obligatorias a las familias por la enseñanza, en contra de la Ley Orgánica del Derecho a la Educación en España.

No obstante, no culpan a las familias de estos pagos, pues afirman que es la administración la que "ha permitido que se normalice el copago de un servicio público subvencionado, en contra de la ley e incumpliendo la verdadera libertad de elección de centro educativo". De hecho, "la estructura de precios que ofrecen los colegios no permite a las familias decidir pagar o no aquellas cuotas que legalmente tengan carácter voluntario".

Los beneficios fiscales de los donativos representan una deducción del 75% para los primeros 150 euros y del 30% para el resto. Según los datos del Ministerio de Educación, algo más de dos millones de alumnos de Infantil, Primaria, Secundaria, Bachiller y Formación Profesional estudian en colegios concertados. Sus cálculos cifran en más de 1.000 millones de euros el cómputo en deducciones.

Te Regalamos un número de la revista Estrategias de Inversión