ep archivo   louis vuitton
Tienda de Louis VuittonLOUIS VUITTON - Archivo
846,400€
  • 3,600€
  • 0,43%

El gigante del lujo francés LVMH se desploma este miércoles tras publicar sus ventas del tercer trimestre, que no han conseguido satisfacer las expectativas del mercado.

Los analistas de Banco Sabadell, cuya recomendación sobre la compañía es de 'comprar', consideran que las cifras presentadas el martes, tras el cierre del mercado, fueron "peores" de lo previsto, lo que explica la negativa acogida del mercado.

La matriz de Louis Vuitton presentó una cifra de ventas de 19.960 millones de euros, con un crecimiento de las ventas orgánicas del 9%, por debajo del 11% anticipado por los expertos. El consenso esperaba ingresos trimestrales de 20.480 millones de euros.

"La recuperación en China es más lenta de lo previsto, la debilidad en Estados Unidos se mantiene y Europa 'normaliza' crecimientos, con menor consumo local y penalizado por el turismo", señalan desde Sabadell.

"No aportan indicaciones a corto plazo (confiados pero 'vigilantes' por la situación geopolítica y económica). Esperamos una acogida negativa (extensible al resto del sector), aunque podría quedar en parte amortiguada por las correcciones recientes", concluyen.

En un comunicado, LVMH reconoció que "el entorno económico y geopolítico" es "incierto", aunque confió en "la continuación de su crecimiento".

Y es que después de años de sólidos resultados, impulsados por un aumento en la demanda de bienes de lujo, la industria se enfrenta a un freno en el crecimiento de las ventas a nivel global, ya que los clientes lidian con la inflación y las altas tasas de interés, especialmente en EEUU.

Los analistas también dudan sobre la capacidad de LVMH para mantener su ritmo de crecimiento en China, uno de sus principales mercados, debido a la debilidad de la demanda en el gigante asiático. Esto ha provocado una gran corrección de sus acciones desde los máximos históricos marcados en abril por encima de 900 dólares.

Las caída de este miércoles (-6,4%; 686 euros) han llevado al valor hasta los precios registrados a principios de año, y han borrado las ganancias anuales que acumulaba la acción en 2023.

BANKINTER RECORTA SU CONSEJO

Los expertos de Bankinter han recortado su consejo hasta 'mantener' desde 'comprar' "de manera táctica", debido a "la escasa visibilidad sobre la posible evolución durante los próximos trimestres, en un entorno de debilitamiento del consumo no esencial y tendencias volátiles en turismo".

"La recuperación en China sigue sin mejorar su visibilidad, mientras el consumo se enfría en EEUU y Europa. Elevada inflación y altos tipos de interés moderan el apetito por los productos no esenciales", añaden.

Aunque reconocen que "LVMH es el valor de mayor calidad en un sector que retiene sólidos fundamentales, con fuerte capacidad de generación de caja", consideran que el momento de mercado no es adecuado para el valor.

BERENBERG REDUCE SU VALORACIÓN

Por su parte, los analistas de Berenberg han reiterado su consejo de 'comprar' el valor, pero han reducido su precio objetivo de manera importante hasta 825 euros por acción desde los anteriores 960 euros.

Según su valoración, las ventas se situaron "por debajo de lo esperado" y del 20% registrado durante el primer semestre, lo que indica que la "normalización" esperada tras el 'boom' comprador post-pandemia está teniendo lugar.

En su opinión, lo más relevante es "cuándo y cómo se estabilizarán las tendencias de ventas y márgenes" y cuál será la "nueva normalidad" para 2024 y más allá.

"Hemos reducido nuestras previsiones para reflejar un nuevo escenario base, pero aún vemos un potencial significativo al alza y tenemos confianza en que LVMH puede superar al sector de bienes de lujo gracias a su calidad, historial y ejecución de primera clase, lo que creemos que los inversores preferirán en un entorno macroeconómico incierto", concluyen estos expertos.

JP MORGAN TAMBIÉN REBAJA SU PRECIO OBJETIVO

En la misma línea, los expertos de JP Morgan han reiterado su consejo de 'sobreponderar' el valor, pero han rebajado su precio objetivo hasta 835 euros por acción desde los anteriores 870.

"En las últimas semanas, se ha debatido mucho sobre el ritmo de normalización del sector. LVMH ha confirmado que esto se está produciendo, y posiblemente a un ritmo ligeramente más rápido de lo previsto en el último mes", afirman.

"LVMH sigue siendo uno de los principales jugadores de alta calidad en el sector y se encuentra entre las empresas que deberían navegar esta normalización relativamente mejor", añaden.

"Sin embargo", concluyen, "dado el impulso negativo actual en las ganancias y la perspectiva incierta, vemos un margen limitado para una reapreciación a corto plazo".

Noticias relacionadas

contador