cohete 1 bitcoin
© Alberto Sánchez

La brutal sangría de las pasadas jornadas en el bitcoin y el mercado de las criptomonedas, con un suelo para el criptoactivo más operado del mercado en 33.000 dólares, ha colocado en una posición muy incómoda a los analistas que tratan de sostener sus predicciones más alcistas, especialmente el objetivo de 100.000 dólares. El comportamiento del activo digital ha demostrado que este precio, más que una proyección realista, era un deseo de la comunidad de defensores de las criptodivisas, que incluso orquestó una campaña en redes sociales por la que todos los defensores de esta idea incluyeron rayos láser en los ojos de sus fotos de perfil.

Aunque ahora se halla de lleno en pleno ‘pull-back’ a los antiguos niveles de soporte, la posibilidad de que el bitcoin pierda la importante zona de control de 30.000 dólares y las caídas que algunos proyectan para la reina de las criptos hasta 20.000 dólares, ha sellado los labios de los ‘toros’. Pero algunos firmes defensores de las criptomonedas que, casualmente, mantienen enormes inversiones en el bitcoin y algunas altcoins, han corrido a socorrer a la creación de Satoshi Nakamoto y apuntalar su precio verbalmente o con compras.

El gobierno de El Salvador, que ha perdido alrededor de 20 millones de dólares con sus tenencias en criptomonedas, anunció el viernes pasado que compró 15 millones de dólares adicionales de bitcoins "realmente barato", mientras el mercado de criptomonedas se desplomaba. Por otra parte, Mike McGlone, estratega senior de materias primas de Bloomberg Intelligence, sigue apostando por la marca de los 100.000 dólares, pero ahora cree que el bitcoin se moverá en un rango entre 40.000 dólares y esta meta durante algún tiempo. Mantiene la esperanza de que logre capear la tormenta macro

Otras ballenas de esta industria, grandes tenedores de activos criptográficos, también se han pronunciado en los últimos días. MicroStrategy, sin ir más lejos declaró que no pensaba vender sus posesiones en el bitcoin, pese al desplome del precio. En declaraciones previas a la sangría del 21 al 24 de enero, Michael Saylor, el CEO de la compañía, afirmó que “nunca” se desprenderá de sus posiciones en divisas criptográficas. “Sólo adquirimos y mantenemos el bitcoin, esa es nuestra estrategia", aseguró.

Esta compañía, la primera empresa cotizada en EEUU que compró bitcoins a finales de 2020, posee 121.044 bitcoins, con un valor de entrada de casi 3.575 millones de dólares. Cuando el bitcoin tocó su máximo histórico en 69.000 dólares, estas tenencias habían llegado a revalorizarse hasta 7.230 millones de dólares, comparado con los apenas 4.000 millones que valían cuando se desplomó algo más de un 50% desde este hito.

Phong Le, el director financiero de MicroStrategy, ha aclarado que la empresa seguirá comprando criptodivisas durante 2022. Y ha añadido que Microstrategy está interesada en comprar bonos respaldados por bitcoins cuando el mercado tenga más liquidez. Probablemente en los próximos dos años.

ARK INVEST: A POR EL MILLÓN DE DÓLARES

Otro peso pesado de este mercado, la famosa empresa de inversión en acciones de Cathie Wood, Ark Invest, ha publicado una atrevida predicción sobre el rumbo del bitcoin, pese al desplome a mínimos de seis meses. Ha vaticinado la gestora que el precio de la moneda digital podría superar el millón de dólares a ocho años vista, ya que los inversores siguen centrándose en su valor a largo plazo.

"Según nuestras estimaciones, el precio de un bitcoin podría superar el millón de dólares estadounidenses para 2030", escribió Yassine Elmandjra, analista de Ark en un análisis de la compañía. Dice el texto que la información sobre la cadena de bloques muestra que al menos 13,5 millones de bitcoins no se han movido en más de 155 días, lo que sugiere un patrón de comportamiento de mantener a largo plazo.

Además, el volumen de liquidación anual de bitcoin ha superado al de Visa, con más de 13,1 billones de dólares (18 dólares australianos) de valor liquidados en la red en 2021. Otros desarrollos que podrían fomentar un mayor uso de bitcoin son la actualización de Taproot, el primer cambio en su protocolo desde julio de 2017, y la red Lightning, que aumenta la velocidad de las transacciones, enumera Ark. Asimismo, el 8% de la oferta de bitcoin en circulación está ahora en manos de productos que cotizan en bolsa, corporaciones y estados nacionales, según el analista.

Noticias relacionadas

contador