S&P eleva el rating de España hasta A pese "al estancamiento político"

La perspectiva estable refleja su visión de riesgos equilibrados para el país

César Vidal
Bolsamania | 20 sep, 2019 22:57 - Actualizado: 23:59
ep fachada del edificio del banco de espana situada en la confluencia del paseo del prado y la
Sede del Banco de España en MadridEduardo Parra - Europa Press - Archivo

La agencia de calificación crediticia S&P Global Ratings ha elevado un escalón el rating de España, desde A- hasta A, con perspectiva estable. Pese a la incertidumbre política actual, que ha provocado una nueva convocatoria de elecciones para el 10 de noviembre, S&P considera que la recuperación económica de los últimos años justifica una calificación más elevada.

"A pesar del estancamiento político, el crecimiento del PIB de España debería continuar superando el promedio de la eurozona durante 2019-2022, mientras que el balance externo y la posición presupuestaria del país continúan mejorando. Esperamos que el déficit presupuestario de este año disminuya aún más hacia el 2% del PIB", ha señalado la entidad estadounidense.

"La perspectiva estable refleja nuestra visión de riesgos equilibrados para la calidad crediticia de España y nuestra expectativa de que, a pesar del estancamiento político en curso, las métricas de crédito económico, fiscal y externo del soberano se mantendrán en línea con nuestro pronóstico para los próximos dos años", ha añadido S&P.

También considera que España se encuentra mejor posicionada para afrontar retos externos como el Brexit o la desaceleración económica europea. En este sentido, ha destacado las ganancias de competitividad, que se han traducido en superávits por cuenta corriente en los últimos años.

La agencia ha recalcado el avance en la consolidación fiscal. Asimismo, ha puesto de manifiesto que el crecimiento económico más equilibrado y la mejora de la posición fiscal están permitiendo una reducción más firme de la ratio deuda/PIB. Por ello, prevé un mayor descenso del déficit y de la deuda pública respecto a su informe anterior.

Sobre la fragmentación política en España, S&P ha comentado que "el próximo gobierno podría carecer de una mayoría parlamentaria. En nuestra opinión, a una administración minoritaria le resultaría difícil introducir nuevas medidas presupuestarias estructurales para fortalecer la capacidad de recuperación de las finanzas públicas frente a posibles perturbaciones económicas".

No obstante, también ha remarcado que "es importante señalar que los principales partidos políticos apoyan la adhesión a los marcos económico y presupuestario de la eurozona". Su previsión es que el crecimiento económico se sitúe en el 2,2% en 2019, y que se desacelere "durante 2020-2022 a medida que el consumo privado disminuya y la demanda de socios comerciales clave se suavice".

Por último, S&P ha considerado que "la ausencia de un mandato efectivo del próximo gobierno en las próximas elecciones para hacer frente a los desafíos económicos podría pesar en la economía a medio y largo plazo". Además, en su opinión, "las tensiones políticas en Cataluña persistirán".

Te Regalamos un número de la revista Estrategias de Inversión