Las multas por Madrid Central y por no llevar la etiqueta de la DGT ya tienen fecha

El Ayuntamiento empezará a multar en marzo a los conductores que no cumplan la normativa

Bolsamanía
Bolsamania | 01 mar, 2019 07:06 - Actualizado: 16:39
ep madrid central 20190212162420
Madrid CentralEUROPA PRESS - Archivo

Desde que hace unos meses entrara en vigor Madrid Central, los conductores han tenido un plazo en el que se libraban de las sanciones económicas si circulaban por esta zona sin autorización. Lo mismo ha ocurrido con aquellos que no llevaban visible en su vehículo la etiqueta medioambiental de la DGT. Este plazo ha llegado a su fin y el Ayuntamiento ya ha puesto fecha para la imposición de multas.

Hasta ahora, el Consistorio de la capital únicamente enviaba una notificación a los conductores que habían infringido las prohibiciones de circulación por el perímetro de Madrid Central. Pero a partir del 15 de marzo nadie se librará de su sanción correspondiente.

El coste ascenderá a 90 euros, dado que el incumplimiento de los requisitos contemplados en la normativa supondrá una multa por infracción leve como las que se aplican en otras APR (Área de Prioridad Residencial). Entre los requisitos se encuentra que solo pueden circular por Madrid Central los residentes, sus invitados, los coches con etiqueta Cero y Eco y los vehículos B y C que acudan a un aparcamiento público, además de los propietarios de una plaza de garaje en esta zona.

Igual pasará con los conductores que no lleven en un lugar visible la pegatina medioambiental. Aunque en ambos casos la multa puede reducirse a 45 euros por pronto pago. En cuanto al lugar en el que debe ir colocada la etiqueta pegatina no hay norma, pero se recomienda pegarla en el lado inferior derecho del parabrisas para interferir lo menos posible en el campo visual del conductor.

Eso sí, cualquier ciudadano que no esté de acuerdo con la multa tendrá derecho a recurrir, en el plazo de un mes desde el día siguiente al de la notificación, tanto de manera telemática como por correo o de forma presencial en las oficinas municipales.

Pero los conductores que circulan por Madrid no son los únicos que se enfrentan a sanciones. Los de Barcelona, también. En este caso por no llevar la pegatina medioambiental puesta. Además, la multa es superior, puesto que asciende a 100 euros. La ciudad condal tiene también su propio protocolo anticontaminación. Cuando se activa, los coches más contaminantes tienen prohibido el acceso al centro de la ciudad. No obstante, esta prohibición será permanente a partir de 2020.

Para evitar las multas y estar seguro de que nuestro vehículo está libre de sanciones, no tendría que emitir ningún gas contaminante, es decir, estar etiquetado como Cero o Eco. Los conductores que deseen esto tendrán renovar su automóvil, algo que muchos no hacen al no poder permitirse este gasto. Sin embargo, quizá algunos cambien de opinión al conocer que en España existe una plataforma que permite ahorrar en la compra de un coche. Se trata de Carfy.es, que ya ha conseguido que sus clientes ahorren unos 4.500 euros de media gracias a un método de búsqueda y comparación totalmente innovador en el sector de la automoción de nuestro país.

Te Regalamos un número de la revista Estrategias de Inversión