BBVA revisa al alza su previsión de crecimiento al 2,3% y mantiene la de 2020

Estima 810.000 nuevos puestos de trabajo en el conjunto de los dos años

Bolsamanía
Bolsamania | 17 jul, 2019 11:27 - Actualizado: 12:42
ep directorbbva researcheconomista jefegrupo bbva jorge sicilia duranteintervencionla presentacionla nueva edicioninforme situacion espana
El director de BBVA Research y economista jefe de Grupo BBVA, Jorge SiciliaEuropa Press TV - Europa Press - Archivo

BBVA Research ha revisado al alza una décima su previsión de crecimiento del PIB para este año, hasta el 2,3%, y ha mantenido en el 1,9% su pronóstico para 2020, con una estimación de 810.000 nuevos puestos de trabajo en el conjunto de los dos años, hasta reducir la tasa de paro al 12,2% en 2020.

Así figura en el informe 'Situación España' del servicio de estudios de la entidad, presentado este miércoles por el economista jefe del Grupo BBVA y director de BBVA Research, Jorge Sicilia, y el responsable de Análisis Macroeconómico de BBVA Research, Rafael Doménech.

Sicilia ha explicado que pese a esta revisión "ligeramente al alza", España sigue viviendo en una senda de desaceleración gradual y la situación de vulnerabilidad de la economía "sigue siendo alta".

No obstante, ha señalado que en los próximos trimestres se prevé que la expansión continúe y se sustente en una recuperación progresiva del entorno global, en una política monetaria más acomodaticia y en unos precios de petróleo más bajos. De cumplirse este escenario, se crearían alrededor de 810.000 puestos de trabajo durante el bienio y la tasa de paro se reduciría hasta el entorno del 12,2% a finales del siguiente año.

Por otra parte, el informe de BBVA Research destaca que los flujos comerciales de bienes con el exterior siguen mostrando un menor dinamismo al esperado. Las ventas de bienes a otros países habrían alcanzado un punto de inflexión después de encadenar un año de caídas, si bien el incipiente crecimiento no habría sido tan intenso como se esperaba, debido a temas regulatorios y a la amenaza del proteccionismo. Las exportaciones de bienes y servicios podrían haber crecido un 1,4% en el segundo trimestre del año (1,3% interanual).

Por el contrario, sorprende favorablemente la resistencia del turismo extranjero, que habría dejado atrás el impacto negativo de algunos factores que le afectaron durante el año pasado. Además, el sector ha logrado detener el deterioro en los indicadores de competitividad, lo que ha venido acompañado también por un incipiente cambio de foco hacia un turismo de mayor valor añadido.

Por lo que respecta a la inversión, durante la primera mitad del año destaca el fuerte crecimiento de varios de sus componentes. De particular importancia ha sido el aumento del gasto en maquinaria y equipo en un contexto de elevada incertidumbre, que adelanta ganancias de cuota de mercado a nivel global durante los próximos trimestres. Al mismo tiempo, la inversión en vivienda continuará registrando un crecimiento por encima del previsto para el PIB en 2019 y 2020, aunque a unas tasas algo más moderadas de lo que se esperaba hace unos meses, dada la mayor incertidumbre regulatoria que rodea al sector.

LA RECUPERACIÓN DEL MERCADO SE TRABAJO SE PROLONGA PERO A MENOR RITMO

El último informe de BBVA Research asegura que, aunque la economía y el mercado de trabajo en el primer semestre se comportaron algo mejor de lo esperado hace tres meses, la creación de empleo está perdiendo tracción en 2019. En línea con la ralentización del crecimiento, la ocupación aumentará el 2,4% este año, tres décimas menos que en 2018. Este crecimiento de la ocupación se traducirá en una disminución de 1,5 puntos de la tasa de desempleo, hasta el 13,7% en 2019, según las estimaciones del servicio de estudios de BBVA. En este contexto, las repercusiones sobre el empleo del incremento del salario mínimo interprofesional (SMI) desde enero de 2019 estarían siendo limitadas.

Considerando lo anterior, y de cumplirse las estimaciones de crecimiento del PIB de BBVA Research en los dos próximos años, el avance de la actividad sería suficiente para crear 810.000 puestos de trabajo en el próximo bienio.

LA INCERTIDUMBRE SIGUE ELEVADA DENTRO Y FUERA DE ESPAÑA

Aunque el escenario de BBVA Research incorpora una ligera revisión de la actividad al alza en 2019, la situación de vulnerabilidad de la economía sigue siendo alta. En el ámbito externo, la incertidumbre acerca de la evolución del comercio mundial permanece elevada. La desaceleración de las economías china y americana, unida a la falta de dinamismo mostrado por la UEM, pone de manifiesto el progresivo agotamiento de las economías desarrolladas. A esto se suma la elevada incertidumbre generada por los numerosos frentes abiertos en el panorama internacional. Entre los más preocupantes para la economía española destacan las tensiones comerciales entre EEUU, China y la UEM o la materialización de una salida desordenada del Reino Unido de la UE.

En España, los riesgos también son elevados. El crecimiento sigue muy dependiente de la demanda interna. Adicionalmente, la incertidumbre sobre la política económica continúa en niveles altos y es una de las principales fuentes de inestabilidad. En la actualidad, las recientes elecciones generales, regionales y locales han puesto de manifiesto una mayor fragmentación del espectro político, lo que dificulta la posibilidad de alcanzar acuerdos sobre las medidas necesarias para continuar con la recuperación y mejorar el funcionamiento de la economía a largo plazo.

Asimismo, la falta de consensos cobra especial relevancia ante el posible agotamiento de la política monetaria. Hasta ahora, la políticas expansivas del Banco Central Europeo han permitido mantener el crecimiento de la demanda interna, en un contexto de tipos de interés atípicamente bajos. Sin embargo, el margen de maniobra las herramientas utilizadas hasta el momento se va reduciendo. Por lo tanto, BBVA Research considera que cada vez será más evidente la necesidad de otro tipo de políticas que ayuden a impulsar, sobre todo, el gasto en inversión. En el caso de España, la capacidad de utilizar las cuentas públicas es limitada, por lo que la manera de estimular la economía sería a través de medidas que mejoren la competitividad o hagan más eficiente el funcionamiento del mercado laboral.

Te Regalamos un número de la revista Estrategias de Inversión