El euro ignora la renovada tensión en Corea del Norte y espera a Draghi

El recrudecimiento de la crisis entre Pyongyang y Washington dispara el apetito por las divisas refugio

  • El won surcoreano cae un 1%, hasta un mínimo de casi dos semanas
  • El dólar pierde posiciones ante el yen y el franco suizo
  • El índice Sentix de confianza del consumidor mantiene su récord histórico
| |
Noemí Jansana
Bolsamania | 04 sep, 2017 09:39 - Actualizado: 14:02
divisas

La semana en que el mercado de las divisas afronta su cita mensual con el Banco Central Europeo (BCE) arranca con un nuevo ensayo nuclear de Corea del Norte, el sexto y más poderoso hasta la fecha. Apetito por las divisas refugio, el yen y el franco suizo, y caída en el won coreano. Lejos de estas reacciones, el euro se mantiene sin grandes cambios desde su cierre semanal alrededor de los 1,1860 dólares y la acción en el euro/dólar se verá dominada por el posicionamiento antes de la reunión del BCE. El buen resultado del índice Sentix de confianza del consumidor de la Eurozona, que se mantiene en máximos históricos ha impulsado a la divisa comunitaria por encima de los 1,1900 dólares.

Pero aún quedan cuatro jornadas hasta el momento en que el presidente del supervisor monetario haga su comparecencia y ofrezca, o no, alguna pista sobre la reducción de los estímulos del banco central. Y en el presente reina la aversión al riesgo, que ha impulsado a los activos seguros contra el dólar. El yen se ha disparado hasta las 109,300 unidades por cada ‘billete verde’ y el franco suizo también ha ganado terreno durante la sesión asiática, hasta los 0,95800 francos por dólar. La moneda nipona también avanza contra el euro, hasta un mínimo en las 129,650 unidades, desde donde la divisa comunitaria recorta sus caídas hasta un 0,3%, en las 130,470 unidades por euro. El euro/franco suizo ha dejado un mínimo en la sesión en los 1,1390 francos, su peor cambio desde el 29 de agosto.

Siguiendo con el yen, los analistas de Citi creen que la moneda nipona seguirá con sus subidas, ya que la agresividad en la zona de Asia no tiene visos de acabar, pero “no se prolongará por mucho tiempo si los inversores nipones no lo respaldan con una venta de activos extranjeros”.

Analistas de Citi dudan de que el dólar se mantenga deprimido por debajo de los 109,00 yenes

“Dudamos de la posibilidad de que se dé una repatriación de fondos a gran escala, ya que no ha ocurrido tras recientes terremotos ni tras el tsunami de 2011”, apuntan los expertos del banco de inversión estadounidense. Por lo tanto, afirman que el yen se mantendrá con subidas en este arranque semanal, pero dudan de que el dólar se mantenga deprimido por debajo de los 109,00 yenes.

La actualidad este lunes pasa también por el won surcoreano. La moneda asiática, que había aguantado la presión vendedora tras el lanzamiento de un misil por parte de Corea del Norte, que sobrevoló Japón la semana pasada, ha sucumbido a las fuerzas bajistas después del último ensayo nuclear del régimen de Kim Jong Un. El reciente test nuclear del gobierno de Kim Jong Un y la inmediata respuesta militar de Corea del Sur, a la que EEUU promete unir sus fuerzas, ha acabado por dinamitar el ánimo de los inversores en activos surcoreanos. Así, la divisa del país asiático se ha depreciado un 1% y ha arrancado al sesión con un hueco bajista en las 1.1130,10 unidades, comparado con el cierre del viernes en las 1.120,14 unidades, su peor cambio desde el pasado 23 de agosto.

DRAGHI EN EL PUNTO DE MIRA

Una vez que la tensión disminuya, el foco se desplazará a las decisiones de política monetaria durante la reunión del BCE, que es "el mayor evento de riesgo de esta semana", subraya Hussein Sayed, estratega de FXTM. La pregunta crucial que enfrenta el banco central es si Mario Draghi anunciará el calendario propuesto para el plan de salida de su política de compra de bonos.

La división entre los analistas que esperan que la decisión de disminuir las compras de activos se anuncie este septiembre y quienes creen que se pospondrá hasta octubre, mantendrá al euro bajo presión. "Mario Draghi se ha abstenido de debilitar el euro a través de una intervención verbal, aunque el acta de la reunión de julio mostró preocupación por la fortaleza de la moneda única", recuerda Sayed.

La moneda comunitaria ha puesto tierra de por medio con el máximo de 31 meses del pasado 20 de agosto, en los 1,2070 dólares y ha regresado a los niveles de cotización que mantenía previamente al simposio de Jackson Hole, donde se originó el reciente rally de la moneda comunitaria, por lo que los analistas de Danske Bank estiman que aunque en esta ocasión Draghi sí se refiera al reciente auge de la moneda compartida, la reacción negativa será más bien limitada.

En cambio, Sayed cree que "cualquier intervención verbal probablemente conducirá a una nueva caída del euro desde sus niveles más altos en 2,5 años". "Sin embargo, si los datos económicos continúan sorprendiendo a la alza, el banco central tendrá dificultades para controlar a los más alcistas y regresará las compras a la moneda", indica el analista de FXTM.

Te Regalamos un número de la revista Estrategias de Inversión

Principales brokers

Brokers Regulación Spread EUR/USD Depósito mínimo  
Cyprus Securities ... 2.2 300 Ver perfil
Cyprus Securities ... 200 Ver perfil
Cyprus Securities ... 500 Ver perfil