Bolsamania

Una “M” para los conductores más viejos

Últimamente las noticias están cumpliendo de forma inquietante con ese vieja sentencia de “la realidad supera a la ficción”. Parece ser que la Fiscalía de Salamanca ha propuesto una polémica reforma legal del Reglamento General de Conductores: la creación de un distintivo especial con la letra ‘M’ para conductores mayores.

Si los conductores noveles tienen la obligación de lucir la famosa ‘L’ en sus vehículos, los mayores de 70 años deberán hacer lo mismo, pero con una ‘M’. En caso de que la propuesta sea tomada en cuenta y se incorpore al reglamento.

Además de esto, el fiscal jefe de Salamanca, Juan José Pereña (me pregunto cuál será su edad) ha planteado la necesidad de que los conductores de 70 a 75 años demuestren sus aptitudes psicofísicas cada dos años, y anualmente después de los 75.

La idea de la placa sería “advertir al resto de los conductores que la persona que va delante tiene más de 70 años y conduzcan sin atosigarlos”. ¿Nadie ha pensado en que la etiqueta podría provocar precisamente el efecto contrario? De todos es sabido que muchos conductores suelen reprender y pitar a los que circulan con la ‘L’, dando por hecho de esa es la demostración de que son torpes e inexpertos. Es de suponer que con la ‘M’ sucedería algo similar.

Reacciones en contra

Como era de esperar, la propuesta ha suscitado el rechazo de muchos de nuestros conductores más veteranos. La placa identificativa puede resultar humillante, una especie de estigma que serviría para clasificar a sus portadores de “conductores caducos”. Incluso la asociación Stop Accidentes afirma que imponer el uso de la pegatina con la ‘M’  equivaldría señalar y marcar a los conductores por su edad.

También el Real Automóvil Club de España (RACE) se ha manifestado en contra de la idea.”Estamos en total desacuerdo con este tipo de medidas que estigmatizan a los conductores por pertenecer a un determinado grupo de edad”, ha manifestado el portavoz de la asociación. Por otro lado, Mario Arnaldo, presidente de Automovilistas Europeos Asociados (AEA), ha calificado la medida de “discriminatoria e ineficaz”.

En el otro extremo de la cuestión hay que situar un estudio reciente de la Universidad de Barcelona en el que se determina que el envejecimiento de los conductores es un factor de riesgo para la seguridad vial, problema que se agrava además por la antigüedad del parque automovilístico de España.

Fotos – Marca