¿Qué documentos necesitas para la declaración de la renta 2014?

A la hora de enfrentarte a la declaración de la renta 2014 es importante hacerlo con todos los datos sobre la mesa. No hay nada más molesto que comenzar a hacer el IRPF para ver que no dispones de toda la información. Recopilamos los documentos que necesitarás para cumplir con Hacienda y dónde buscarlos.

Antes de sentarte a hacer la declaración de la renta 2014 es recomendable que reúnas todos los datos que fiscales que necesitarás para poder hacer cuentas con Hacienda. Buenas parte de ellos los obtendrás al solicitar el borrador de la renta, ya que la Agencia Tributaria te enviará no sólo su visión sobre tu IRPF, sino la información que tenga sobre tus cuentas.

Sin embargo, como ya hemos comentado en varias ocasiones, los datos del borrador de la renta no tienen por qué ser correctos ni estar completos. Es muy fácil que Hacienda no disponga de toda la información sobre tus movimientos en 2014 o que haya cometido algún error al recabarla. Por eso, queremos repasar la documentación básica que necesitarás para hacer la declaración de la renta 2014, tanto si piensas modificar el borrador de IRPF como usar el Programa Padre para hacer probaturas por tu cuenta.

Documentos para hacer la declaracion de la renta

Estos son los documentos e información que debes tener a mano:

  • Datos fiscales de la AEAT: son la forma más rápida de acceder a tu información fiscal de forma unificada. Hacienda te enviará una recopilación de tus ingresos salariales según lo que le haya enviado tu empresa -ojo, puede que la compañía no haya dado todos los datos- y un resumen de tus principales movimientos banarios según la documentación que le hayan enviado las entidades financieras.
  • Datos personales: seguro que tienes tus datos personales en la cabeza, pero… ¿También los de tu mujer? Es recomendable que reúnas los datos de tu cónyuge e hijos para poder cumplimentarlos.
  • Nóminas: es recomendable contar con tus nóminas a mano por si necesitas comprobar que los ingresos cuadran con lo que pone Hacienda o simplemente para saber cuánto has ingresado y, sobre todo, en qué conceptos. En el caso de los autónomos, deberás coger tu libro de cuentas donde habrás anotado los ingresos y gastos del ejercicio.
  • Certifificado de retenciones sobre salarios y retribuciones: tu empresa deberá darte el certificado de retenciones donde aparecerá el salario bruto que cobraste en 2014 y las retenciones de IRPF que te hayan practicado. Recuerda que aquí deben figurar las retribuciones dinerarias y en especie.
  • Certificado de prestaciones y retenciones: quienes hayan cobrado una pensión pública de jubilación o la prestación por desempleo recibirán por parte de la Seguridad Social y los Servicios Públicos de Empleo estatal este documento, que es como el certificado de retenciones, pero para este tipo de rentas.
  • Certificado de cuentas bancarias: tu entidad financiera te hará llegar, si es que no lo ha hecho ya, una carta bajo el epígrafe de “Información Fiscal” con el saldo medio del cuarto trimestre de tus cuentas, los intereses abonados y las cantidades que te hayan retenido a cuenta del IRPF, que por defecto será del 21%.
  • Certificado de valores cotizados: si has invertido en bolsa, la entidad gestora o el bando tendrá que enviarte un documento que aglutine todas tus operaciones junto con los gastos y comisiones que has pagado y los dividendos e intereses percibidos. Además, también deberán aparecer de nuevo las retenciones de IRPF.
  • Certificado de fondos de inversión: funciona como el de las acciones y de nuevo será la entidad gestora quien te enviará estos datos fiscales. En ellos podrás ver la cotización media de tus participaciones en el cuarto trimestre junto con tus operaciones de fondos y los beneficios obtenidos, así como las retenciones que te hayan practicado. De nuevo, la retención habrá sido del 21%.
  • Información sobre planes de pensiones: otra vez corresponderá a la gestora enviar la información fiscal referente a tus planes de pensiones. En ella se podrá ver el dinero aportado.
  • Certificado de seguros de vida, jubilación o enfermedad: es responsabilidad de la aseguradora o de la gestora enviar esta información, que deberá incluir las cantidades satisfechas y el valor de rescate a 21 de diciembre.
  • Documentación sobre la vivienda habitual: tanto si vives de alquiler como si eres propietario, es recomendable tener a mano los datos básicos de la vivienda, incluido el número de referencia catastral de la vivienda.
  • Facturas de las reformas realizadas: si pretendes desgravar por la reforma de la vivienda en el tramo autonómico es recomendable contar con las facturas, ya que Hacienda no va a ser capaz de darte esta información.
  • Facturas y recibos de donativos y aportaciones a entidades benéficas y cuotas de partidos políticos: recuerda que hay múltiples deducciones que puedes aplicar en el IRPF como las referidas a donativos y aportaciones a ONGs o las cuotas de afiliación a los partidos políticos o el pago de tasas a colegios profesionales. Aquí puedes consultar las deducciones que podrás practicar y qué información necesitarás sobre cada una.
  • Comprobantes del alquiler y contrato: tanto si vives alquilado como si alquilas tu vivienda, deberás disponer de la información básica para poder rellenar este apartado en el IRPF. Si eres el inquilino, en el contrato encontrarás el DNI de tu casero, que deberás incluir en la declaración. Si eres el propietario, allí encontrarás la información sobre tus inquilinos. En este caso no olvides además buscas las facturas del IBI y el resto de elementos que podrás restar al dinero que ganas con el alquiler –aquí puedes comprobarlos todos-.
  • Declaración trimestral y anual de IVA: si eres autónomo, tu declaración de la renta será algo diferente de la de un asalariado. Tus declaraciones de IVA pueden servirte como guía para saber qué has gastado y qué has ingresado durante el ejercicio, aunque tu libro de cuentas será aquí la herramienta más valiosa.

Además no olvides repasar con antelación las deducciones autonómicas a las que puedas tener derecho como las referidas a guardería, material escolar, reformas en la vivienda, nacimiento… Busca también los justificantes de cada uno de esos gastos para tenerlos enfrente a la hora de hacer el IRPF 2014 y asegúrate de incluirlos todos para pagar menos impuestos.

Y si tienes pensado pedir cita con Hacienda para hacer el IRPF, estos son los documentos que deberás llevar.

Imagen – Melpomene en Shutterstock

Publicidad

¿Algo que añadir? ¡No te cortes!

Loading Facebook Comments ...