El pasado 1 de Abril (el “día de las bromas” en Estados Unidos y otros países), en los medios del mundo del motor apareció una noticia bastante curiosa.