Bolsamania

Desde Renault avisan: “Tenemos que mantener la calma”

abiteboiul

El ingeniero y responsable de Renault, Cyril Abiteboul, advirtió recientemente a los más impacientes sobre el desarollo de su motor: “Hemos sido capaces de no sólo pensar en las próximas carreras o la próxima temporada, sino en las próximas temporadas. A pesar de que tenemos dos años de colaboración antes de abordar una renovación, tenemos que maximizar el valor del dinero de la asignación token que tenemos. Creo que hay un poco de pensamiento estratégico en esta decisión y por lo tanto para la estrategia de desarrollo en la temporada de 2015. Creo que tenemos que mantener la calma. Creo, y espero no estar equivocado, que tenemos lo suficiente en cuanto a rendimiento con el fin de buscar y prever cuidadosamente las opciones para el desarrollo de motores esta temporada y hacer lo correcto, no sólo para 2015 sino también para 2016. Tenemos opciones. Tenemos que ver cómo jugamos con los recursos que tenemos para desarrollar el motor de este año o adelantar un poco las regulaciones del motor del próximo año“.

En otro orden de cosas, el propietario de Lotus, Gerard López, habló sobre uno de los temas fundamentales en la Fórmula Uno, el tema de los patrocinios: “Las audiencias de la Fórmula 1 en televisión están disminuyendo considerablemente, mientras que el espectáculo en la pista es excepcional, y todavía puede mejorar. Este deporte debe llegar a los aficionados más jóvenes, es decir, hacerles partícipes no sólo a través de la televisión, sino también, y sobre todo, a través de Internet y las redes sociales. La Fórmula 1 no tiene un auténtico departamento de marketing, por lo que existe un alto potencial de oportunidades comerciales sin explotar. Según los expertos que se reúnen regularmente y que invierten en otros deportes, la Fórmula 1 sigue siendo la única actividad que ofrece una plataforma global para atraer a empresas de todo el mundo. Y, sin embargo, parece que hay algún tipo de bloqueo“.

López finalizó su explicación de la siguiente manera: “¿Por qué estos potenciales patrocinadores nunca dan el salto cuando les parece aceptable el importe solicitado por la Fórmula 1? ¿Qué los detiene? ¿Es por la gestión y organización arcaica de este deporte? Mientras, alrededor de 800 millones de euros se redistribuyen a los equipos cada año, el sistema sigue favoreciendo a los ricos y demasiado poco a los que menos tienen. La diferencia continúa creciendo, y esto empaña la imagen global de la Fórmula 1.Por lo tanto, los posibles patrocinadores se muestran cautelosos a la hora de invertir en este deporte. Todo esto podría solucionarse con bastante facilidad, pero lamentablemente ninguno de los demás equipos comparte la misma visión, ni la misma agenda“.