Ray Dalio y la conversación hace 60 años que le enseñó todo lo que sabe del mercado

El célebre inversor explicó cómo una experiencia que tuvo con 12 años le empujó a invertir en bolsa

ray-dalio-2013
Richard Dalio.Flickr / World Economic Forum

Richard Dalio es uno de los inversores más célebres del planeta. El fundador de Bridgewater Associates, considerado uno de los mayores innovadores del mundo de las finanzas, reveló en el podcast ‘Armchair Expert’, que dirige el actor Dax Shepard, cómo una conversación en un campo de golf le cambió la vida y le enseñó todo lo que sabe del mercado de valores.

Para conocer este episodio hay que retroceder 60 años en el tiempo, hasta la década de 1960, época en la que un joven Dalio trabajaba en el club de golf de Long Island (Nueva York) a las órdenes de dos hombres con conexiones con Wall Street, George Leib y Donald Stott. Tras escucharlos hablar, Dalio aseguró haber cogido los 300 dólares que ganaba y los invirtió en la empresa más barata que encontró: Northeast Airlines.

“Fui muy tonto y afortunado. Northeast Airlines era la única empresa de la que había oído hablar que se vendía a menos de 5 dólares por acción”, explicó Dalio, quien señala que lo que aprendió de esa conversación entre sus superiores no fue ninguna lección en particular sobre el mercado, sino que lo “enganchó”, impulsándolo a aprender más sobre la bolsa a una edad muy temprana.

El resto, como se suele decir, es historia: Dalio triplicó esa inversión inicial y, según la organización sin ánimo de lucro Academy of Achievement, creó una cartera de acciones por valor de miles de dólares cuando se graduó en el instituto. Una década después, en 1975, fundó Bridgewater Associates, fondo de cobertura que se convirtió en el más grande del mundo durante casi cuatro décadas antes de dejar su puesto como director general en 2017.

"Piensas de forma diferente antes de la pubertad que después de ella. Se aprende de forma diferente y las experiencias pueden tener un efecto muy grande. Puedes aprender de una manera que no puedes aprender después", afirmó el célebre inversor.

Asimismo, Dalio subrayó que ir a la quiebra fue “una de las mejores cosas que me han pasado”, ya que ese episodio le enseñó a reflexionar después de un fracaso. “Un error produce dolor y el dolor te dice “no vuelvas a hacer eso” o “encuentra otra forma de hacerlo. De esa dolorosa experiencia aprendí un principio que luego se ha convertido en un hábito: dolor más reflexión es igual a progreso”, sentenció.

Noticias Relacionadas
contador