Bolsamania

Kia Futuron: el SUV coupé coreano, eléctrico y autónomo

Kia ha presentado el primer SUV coupé de su historia, aunque de momento sólo se trata de un prototipo. Eso sí, ¡menudo prototipo! Toda una declaración de intenciones de lo que podría ser el diseño de los futuros vehículos eléctricos de la marca coreana: así es el Kia Futuron.

Como su nombre lo indica (y las imágenes confirman) estamos ante un modelo futurista que no veremos en nuestras calles a corto plazo. Sin embargo, el Kia Futuron visualiza lo que ya ha sido descrito como un “coupé SUV eléctrico progresivo”. El diseño exterior es obviamente lo más llamativo de este coche, que ha sido presentado en la Exposición Internacional de Importaciones de China (CIIE) de 2019 en Shanghai. Fusionando proporciones elegantes con formas y superficies limpias, el Futuron presenta una nueva interpretación de la parrilla de “nariz de tigre” de Kia. Mucho más ancha, ahora esta parrilla ahora incorpora unos nuevos faros con un diseño de “Nube de estrellas” en una superficie de piel de dragón inspirada en la mitología china.

Inspirándose “en las nebulosas en el cielo nocturno” (según se explica en el comunicado de prensa de la marca), los faros del Kia Futuron consisten en un mosaico geométrico de LED de matriz que son reflejados en la parte posterior por luces traseras LED similares.

Las proporciones del vehículo son igualmente sorprendentes, con el cuerpo del SUV coupé de bajo perfil que contrasta con la altura libre al suelo elevada. El Futuron mide 4.850 mm de largo, 1.550 mm de alto y presenta una generosa distancia entre ejes de 3.000 mm. El techo, y esto es bastante innovador, contiene un invernadero panorámico en forma de diamante  inspirado en el “diseño de los platillos volantes”.

El Kia Futuron, totalmente eléctrico, dispone de una batería de alta capacidad está montada en la parte baja del cuerpo, justo bajo el suelo de la cabina. Esta batería proporciona energía a cuatro potentes motores eléctricos en las ruedas. El resultado es un centro de gravedad bajo. A destacar también los sensores LiDAR (detección y alcance de luz) capaces de dotar al vehículo de funciones de conducción autónoma de nivel 4.

Estas capacidades de conducción autónoma se reflejan en el diseño del interior, espacioso y versátil. Los dos asientos delanteros están hechos de materiales flexibles y pueden ofrecer una posición vertical de “conducción” o una posición reclinada de “descanso”. Cuando se activa el modo de conducción autónoma, los asientos delanteros se reclinan a medida que el volante se retrae.

Otros hitos del Kia Futuron son la iluminación de Star Cloud y el motivo escalado de Dragon Skin en las puertas. Otro elemento interior llamativo es el área de la cabina que rodea al conductor, que presenta una interfaz gráfica de usuario (GUI) que fluye desde la puerta del lado del conductor y se enrolla alrededor del volante en un arco continuo. Esto fusiona efectivamente el grupo de instrumentos directamente con la pantalla audiovisual en el centro del tablero de instrumentos.

Fotos – Kia

Tags:,