Publicidad
Publicidad

Análisis de la mortalidad por accidente de trabajo en España

A continuación presentamos un análisis de los niveles de mortandad enfrentados en España a causa de diferentes tipos de accidentes de trabajo acaecidos en diversos sectores de la industria española.

Ya desde el año 2002 el INSHT coordina el proyecto de investigación “Análisis cualitativo de la mortalidad por accidente de trabajo en España” en el que participan los órganos técnicos de todas las CCAA. Dicho proyecto tiene entre sus objetivos conocer de forma precisa el perfil del accidente de trabajo mortal y, muy especialmente, conocer las causas de los accidentes de trabajo mortales, basado en las investigaciones que los Organismos técnicos de las CCAA hacen de los accidentes de trabajo mortales.

El elemento clave en la investigación de un accidente de trabajo son sus causas, ya que tienen un indudable interés preventivo a la hora de tomar medidas para evitar la repetición del accidente y, sin embargo, los sistemas de información actuales no permitían un estudio de ámbito nacional que identificase y analizase las causas que los producen, con lo que este estudio permite aportar información en este sentido.

La larga lista de países conformada por Bélgica, Alemania, Francia, Italia, Luxemburgo, Países Bajos, Dinamarca, Irlanda, Reino Unido, Gracia, España, Portugal, Austria, Finlandia y Suecia forman parte de la penosa lista que España lidera. Hernández ha precisado que durante los dos primeros meses del año se contabilizaron 178 accidentes mortales, una cifra que, ha lamentado, sigue aumentando de forma “insoportable e insostenible”. Asimismo, la responsable del citado sindicato ha destacado que el número de trabajadores fallecidos anualmente suele ser “de entre 950 y 1.000”, aunque ha reseñado que en el 2006 se registraron 1.377 trabajadores fallecidos.

Es en virtud de este dramático panorama que se ha demandado que “se acuerde La Estrategia Española de Seguridad y Salud en el Trabajo”, una iniciativa que “podría cambiar el panorama de la situación del país a un medio y largo término”, situando el objetivo de reducir los accidentes mortales en un 50% mediante “políticas activas para la prevención de riesgos laborales a las pequeñas y microempresas“.

Haciendo referencia a esta situación es que  Hernández ha explicado que dichas políticas perseguirían la mejora de la presencia de los trabajadores y sus representantes, un mayor control de los sistemas de prevención y la articulación de medidas para la mejor formación de los trabajadores.

Por su parte, el actual  presidente de la Asociación de Especialistas en Prevención y Salud Laboral, Manuel Fernández, ha lamentado que las empresas cumplan sólo las medidas de seguridad a las que les obliga la ley y ha añadido que el sistema preventivo actual “es caro y poco atractivo para el empresariado”. Más allá de que actualmente las cifras de muertos en accidentes laborales están “estancadas”, Fernández ha asegurado que no se debe a una reducción de accidentes laborales, sino a que “ha aumentado la población activa”.

Sin dudas la penosa y preocupante situación merece de un cuidadosos y pormenorizado análisis y de la toma de decisiones al respecto.

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *