Bolsamania

La ITV revisará el sistema electrónico de los vehículos

A-Klasse  (W169) Vorteile  2008
Como decía antes (cuando anunciaba que la DGT se planteaba modificar la edad para obtener el permiso de conducción), la DGT se encuentra inmersa en multitud de cambios en la reglamentación y normas de conducción entre los que destaca los cambios en la ITV (como la liberación del sector). De hecho, hace poco leía un artículo de una Comunidad Autónoma en la que el 84% de los vehículos pasaba la ITV aunque en realidad como vimos hace algo más de un mes, la ITV detectaba fallos en la mitad de los vehículos aunque el porcentaje de “no apto” era escaso.

En este contexto seguramente los conductores no reciban como una noticia positiva el hecho de que en el futuro se implantará un sistema para revisar los sistemas electrónicos de los vehículos durante la ITV. Así se ha confirmado desde las entidades relacionadas con la Inspección Técnica de Vehículos (CITA), que implantarán de forma gradual este sistema al tiempo que se planteaba la normativa mundial sobre homologación de vehículos con el fin de que incorpore facilidades de cara a realizar inspecciones.

La pregunta que nos surge ahora es, ¿qué se entiende por sistemas electrónicos? Los elementos a revisar serán algunos tales como los frenos ABS o airbags entre otros, algo que hasta la fecha sólo se realiza en inspecciones mecánicas y visuales. Con estas inspecciones electrónicas se recabará información procedente de la centralita de cada vehículo mediante maquinaría que expresará el estado de estos sistemas de seguridad pasiva de los que, hasta la fecha, no se ha preocupado.

Sin duda es una noticia bastante importante de cara a mejorar la seguridad vial pero que, a buen seguro, no será bien recibida por muchos conductores. No es extraño el caso de aquel vehículo en el que hay un testigo encendido porque falla un sistema de seguridad pasivo como el airbag y bien puede tratarse de un mero fallo electrónico cuando el airbag funciona perfectamente. Este mero detalle podría hacer que el vehículo sea calificado de no apto y con ello, el desembolso de una cantidad importante de dinero con tal de subsanar el fallo.

Fuente: Auto Ocasión