Bolsamania

Horner: “Vettel será mejor en 2015”

Christian-Horner-1_2993270

Al contrario de lo que se podía pensar en un principio, Christian Horner ha mandado un mensaje de apoyo a Sebastian Vettel después de su salida de Red Bull: “Creo que fue un año muy complicado para él, un año de formación del carácter en muchos sentidos. Ha tenido mucha mala suerte y las cosas no fueron como deberían en la mayor parte de las ocasiones. No estaba contento en el coche con los cambios de regulación de 2013 a 2014. Es un tipo tremendamente talentoso y creo que es la primera vez en la que ha tenido un compañero de equipo que le ha puesto en problemas también. Algo que, de nuevo es una dinámica diferente con la que ha tenido que lidiar porque siempre ha superado a sus compañeros en el pasado“.

El jefe de Red Bull reconoció que echará de menos al germano, pero aprovechó para mostrarse optimista de todos modos: “Obviamente, un piloto de su calibre y la cantidad de éxitos que hemos logrado juntos, hace que sea una auténtica pena ver marchar a Sebastian. Pero con suerte podemos estar tranquilos sabiendo que el futuro es muy brillante para nosotros con Ricciardo, un talento fantástico y que hemos visto cómo ha rendido en la lucha de este año de con Sebastián, y con un nuevo talento en Kvyat“. Horner elogió al joven corredor ruso: “La forma en que ha rendido este año ha sido fenomenal, ha sido muy rápido. Creo que lo que nos dio confianza fue la actuación de Daniel Ricciardo este año. Dándole la oportunidad nos ha dado la confianza de invertir en jóvenes y que puedas creer y confiar en ellos. Es por eso que hemos escogido a Dany Kvyat. Lo conozco, obviamente, ya que al ser un miembro en el Red Bull Junior Team condujo en mi equipo en la GP3, donde ganó el campeonato y su lucha de nuevo este año desde mediados de temporada hasta final del año fue realmente impresionante“. 

Por último, Horner aseguró que habrá buen ambiente en el equipo austríaco:  “Los dos pilotos se llevan muy bien y se conocen. Ambos bromean fuera del coche, pero una vez se suben ambos están hambrientos y no habrá cuartel. Saben que pilotan para Red Bull, la marca, el equipo y todos los empleados y con eso viene una responsabilidad“. Todo hace indicar, sin embargo, que el buen ambiente no será suficiente para que la escudería austríaca vuelva a competir por el título.