Bolsamania

CarDboard, el coche de cartón

cardboard_02_source

Es un coche de cartón y papel reciclado, pero no es un juguete, sino una seria apuesta de “coche del futuro” ecológico e innovador. Su nombre es CarDboard y fue presentado  en el concurso anual de Michelin Challenge Design por el diseñador francés Thierry Dumaine. ¿Se trata de una broma? Ni mucho menos.

Visto desde fuera, el CarDboard tiene un aspecto que recuerda vagamente al Citroën Méhari, del que ya hablamos hace unos días aquí a propósito de su 45º aniversario: sin puertas, sin un techo rígido, con el salpicadero extraíble y disponible en un solo color (un anodino marrón), el “coche de cartón” se presenta con una simpleza extrema, una austeridad espartana.

La carrocería está montada con un chasis construido en plástico reciclado mientras que los neumáticos son estrechos y no disponen de cámara de aire. Pero no hace falta mucho más, ya que con estos materiales su peso no alcanza los 300 kg.

Motores ecológicos

El CarDboard viene equipado con un motor híbrido de 400 cc (se puede utilizar gasolina, aire comprimido y energía eléctrica para su funcionamiento) y puede alcanzar a una velocidad máxima de 120 km/h.

La tecnología ecológica llega también a las llantas, diseñadas en forma de pala para que puedan funcionar como ventiladores y generadores de energía eólica. Cada rueda dispone de una hélice independiente para crear una fuente adicional de energía eléctrica y que el motor eléctrico pueda recargarse mientras circulamos.

¿Qué opinas del CarDboard y su peculiar diseño? ¿Hasta qué punto es fiable un automóvil construido con plástico, papel y cartón reciclado? ¿Se hará trizas cuando reciba el impacto de otro vehículo? ¿Se disolverá como un azucarillo cuando le pille un chaparrón en la carretera? Son dudas que uno no puede evitar plantearse ante extravagancias como estas.

Fotos – Michelin Challenge Design