Bolsamania

BMW y su apuesta por el coche eléctrico

BMW

¿Podrá BMW convencer a los consumidores de que se decanten por un coche eléctrico? Con la llegada del pequeño i3 y del supercar i8, uno de los más altos responsables de la fábrica alemana, está más que convencido.

Ian Robertson, responsable de ventas y de marketing de BMW, sabe cómo conseguirlo: “Pienso que podemos darle una vuelta al mercado”, ha declarado a un periodista británico del magazine Auto-Express.

Los vehículos eléctricos deben alcanzar todavía la madurez. De momento, las ventas han arrancado suavemente, mientras que los fabricantes comienzan a eliminar dudas con relación a la debilidad del mercado en este tipo de vehículos. Robertson piensa que pronto, todas las cautelas habrán desparecido. “De momento, los resultados están probablemente por debajo de las expectativas. Por otro lado, todos los vehículos disponibles en el mercado tienen flaquezas”.

Robertson estima que la gran preocupación de los coches eléctricos actuales es su precio. Para muchos fabricantes, la diferencia de precio entre un vehículo eléctrico y un coche clásico es demasiado grande. El i3, que costará unos 40.000 €, no es nada atractivo, pero para un cliente de BMW, es bastante aceptable.

Incluso si BMW no tendría por qué pinchar con estos dos vehículos totalmente eléctricos, las tecnologías desarrolladas para el i3 y el i8 podrían servir en sus coches híbridos.

Foto – BMW-i