Publicidad
Publicidad

Cómo y a quién pedirle referencias.

Image: luigi diamanti / FreeDigitalPhotos.net
Image: luigi diamanti / FreeDigitalPhotos.net

Al presentarse a una entrevista es probable que pidan referencias. En estos casos surgen dos dudas: a quién pedírselas y qué pedir concretamente.  Jefes de buena gana aceptan dar referencias siempre y cuando uno las escriba.

La primera pregunta en cuanto al quién idealmente debería ser de los aspectos que al empleador le parezcan más relevantes e importantes.  Por ejemplo si se quiere subrayar la cantidad de experiencia, las referencias deberían ser dadas por la empresa en la que se ha trabajado mucho tiempo.

  • Para avalar al trabajador como tal: jefes directos
  • la experiencia: La empresa o Institución en la que trabaja
  • estudios: Universidades o casas de estudio
  • Profesionalismo: Asociaciones profesionales o gremios
  • Clima laboral: compañeros
  • Actividad académica: escritos, ensayos, ediciones. Editores, directores de publicaciones, etc.
  • Repercusiones del trabajo: notas de prensa

Las verdaderas referencias son conseguir en los sellos oficiales, las firmas que avalen lo que se está diciendo.

En cuanto a qué decir, precisamente lo que se considera valioso y rescatable según el nuevo puesto que buscan cubrir. Está en nuestro criterio elegir una referencia por sobre otra, al igual que en una entrevista realzar las características que más se ajustan al perfil de la vacante requerida.

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *