Bolsamania

Trump contra BMW


Después de amenazar a Ford, ahora le toca a los alemanes: Donald Trump, dispuesto a cobrarle a BMW el impuesto fronterizo por la producción de su modelo Serie 3 en una planta mexicana.

Con su estilo habitual y sin pelos en la lengua, Trump ha lanzado una advertencia muy seria a BMW en una entrevista concedida al diario alemán Bild: “Si quieren construir una fábrica en México y vender coches en los Estados Unidos, tendrán que pagar una tasa del 35 %”.

El presidente electo de Estados Unidos respondía así al anuncio del fabricante bávaro del inicio de la producción a partir del año 2019 del modelo Serie 3 en su planta de San Luis Potosí, en México, para su comercialización en el mercado norteamericano. Trump insinuó que lo mejor para la marca era construir su fábrica en territorio estadounidense. Esta estrategia intimidatoria funcionó con Ford, ¿se plegarán también los alemanes a los dictados del nuevo presidente de Estados Unidos?

Unos días antes en twitter, una red social por la que Trump tiene especial debilidad, éste ya había lanzado un aviso a otro de los grandes fabricantes mundiales, Toyota, que planea abrir una factoría en la Baja California con los ojos puestos en el mercado estadounidense: “Construyan su planta en suelo americano o pagarán una gran tasa fronteriza”.

Así es el nuevo panorama que se dibuja para el mundo del motor con la llegada del nuevo inquilino de la Casa Blanca. La disyuntiva es afrontar mayores gastos de producción o pagar más aranceles. Sin duda, las grandes marcas deberán replantearse ahora cómo hacer sus negocios en América del Norte.

Fotos- Bild