Bolsamania

Pesimismo absoluto en Ferrari

ferrari

Los resultados siguen siendo una pesada losa para Ferrari. La marcha de Domenicali no ha arreglado absolutamente nada y da la sensación que solo el talento y trabajo de Fernando Alonso maquillan algo el resultado final. “Analizando los instantes finales y alocados de la carrera, hemos logrado sumar algunos puntos, pero no podemos estar contentos por dónde acabamos, ya que nuestro objetivo era terminar mejor que esto. Al comienzo, mi ritmo no fue bueno y no estaba contento con el equilibrio del coche. Luego, en el segundo stint, cuando la pista comenzó a mejorar, encontré buen ritmo y logré alcanzar al grupo de delante, pero no era lo suficientemente rápido como para unirme a la pelea. Lo que Red Bull hizo en la carrera muestra lo rápido que las cosas pueden cambiar en la F1, y eso debería darnos más motivación para llevarnos al punto en el que podamos pelear por la victoria. Este fin de semana hemos dado algunos pasos adelante, sobre todo en el frente aerodinámico, pero el resto también ha mejorado, y ahora todo lo que podemos hacer es seguir trabajando para estar lo mejor preparados posible para el futuro“, explicó el asturiano tras terminar sexto en Canadá.

Peor le fue a su compañero Kimi Räikkönen, que tampoco se mostró demasiado afectado tras terminar décimo: Sabíamos que no sería una carrera sencilla debido al circuito; no fuimos lo suficientemente rápidos en las rectas y tuvimos algunos problemas en las curvas lentas. Además de eso, nunca encontré pista limpia delante de mí, por alguna razón u otra siempre estuve atascado detrás de otros coches. Al comienzo, tuve algunos problemas con los frenos y la manejabilidad del coche no fue consistente. Luego, tras algunas vueltas, los neumáticos se comportaron mejor, pero seguí teniendo altibajos. Durante muchas vueltas, estuve detrás del Toro Rosso de Kvyat, y esto me costó tiempo valioso. A pesar de que parezca que no hayamos ido bien, el nuevo paquete evolutivo nos ha dado más potencial, y ahora debemos intentar encontrar más consistencia“.

Marco Mattiacci, nuevo jefe de la escudería transalpina, no parece haber solucionado los problemas del equipo del ‘Cavallino Rampante’. Incluso antes de llegar a Montreal, sabíamos que no iba a ser una carrera fácil para nosotros, porque esta no es una pista que exalte las características de nuestro coche. Ciertamente el resultado final no es satisfactorio, en absoluto, pero la mejora de rendimiento registrado durante el fin de semana demuestra que para obtener el máximo potencial de nuestro paquete, tenemos que insistir en las áreas en las que nuestros rivales están marcando la diferencia”, se lamentó tras la carrera.