Bolsamania

La garantía de coches de ocasión: usan piezas usadas para la reparación


Como comentábamos, la compra de un vehículo de ocasión en un concesionario tiene la principal ventaja de un año de garantía en reparaciones, una situación que no se da en el caso de que optemos por la compra de un vehículo de segunda mano entre particulares (únicamente existe una garantía de seis meses en vicios ocultos del vehículo).

Pero la pregunta en cuestión es: ¿qué clase de garantía nos da el concesionario en las reparaciones? Las piezas que se utilizarán para la reparación (en caso de que sea necesario utilizar piezas) no serán nuevas sino que serán piezas reacondicionadas, reconstruidas o usadas siempre y cuando cumplan una serie de requisitos:

– Ser técnicamente posible reparar el vehículo usando dichas piezas.
– La pieza que se utilice tenga un mínimo de conservación conforme al contrato.
– La pieza a reparar no forme parte de elementos activos o conjuntos de los sistemas de frenado, suspensión y dirección del vehículo.

Así, el taller podrá utilizar piezas “de segunda mano” sin que el cliente tenga que dar su consentimiento. El cliente, no obstante, podrá exigir que las piezas a usar para la reparación sean nuevas pero deberá de pagar el sobreprecio que implique el uso de una pieza nueva con respecto a la pieza que se iba a usar en la reparación, reacondicionada, reconstruida o usada.

Esto es así ya que se sobreentiende que el utilizar una nueva pieza en la reparación estaría beneficiando al cliente, que ha comprado un vehículo de ocasión y no un vehículo nuevo. Es un aspecto que ignoran muchos compradores que reclaman en vano una pieza nueva a la hora de efectuar cualquier posible reparación en su vehículo de ocasión mientras se encuentre en garantía.