Bolsamania

Enzo Ferrari, la filosofía de un triunfador

enzo-5

El nombre de Enzo Ferrari se escribe con letras de oro en la historia del automóvil. No solo por haber sido el fundador de la Scuderia Ferrari y de la marca de superdeportivos más famosa del mundo. El legado de “Il Commendatore” va mucho más allá. Su forma de entender este mundo, tanto en la vertiente empresarial como en la deportiva, es la filosofía de un verdadero triunfador.

El carácter de Enzo Ferrari se fraguó con una vida plagada de grandes éxitos profesionales y terribles desgracias personales como la muerte de su hijo con tan solo 25 años. De todo ello supo sacar provechosas lecciones y a menudo consiguió convertir los fracasos en éxitos, como cuando después de que su factoría de Módena acabara destruida durante un bombardeo en 1943, decidió volver a empezar, para mejor, en Maranello.

Pero tal vez la mejor manera de conocer la filosofía de Enzo Ferrari sea repasar las frases memorables que nos dejó. Algunas, simples anécdotas, otras, verdaderas perlas de sabiduría:

Sobre los pilotos:

  • “Un piloto debe ser un magnifico deportista, un hombre sin fama, y sobre todo que sea impotente, pues de esta forma se evitará que llegue tarde a cualquier prueba”
  • “Un piloto es como una bombilla. Cuando se funde, se cambia”
  • “Nunca agaches la cabeza, mira siempre bien alto, ganes o pierdas”

Sobre la competición:

  • “¿A ustedes les gustaría ver cómo uno de sus hijos se rompe una pierna o se estrella contra un árbol? ¿Verdad que no? Por eso yo no veo las carreras”
  • “La victoria más bella es siempre la próxima”
  • “Ningún hombre será el mejor si no tiene fuego en la sangre”
  • “La aerodinámica es para hombres que no pueden construir motores potentes”

Sobre sus coches:

  • “Cuando usted compra un Ferrari está pagando el motor, lo demás se lo regalo”
  • “El coche más bello es el que todavía tenemos que construir”
  • “El coche es un símbolo de máxima libertad para el hombre”
  • “Yo no sé cómo es el alma, pero sí sé que existe, los motores deben tener una porque se quejan, se desesperan, se rebelan y se comportan como niños a los que hay que educar día a día”

Sobre sí mismo:

  • “Nunca me he tenido por ingeniero o inventor, solamente me considero un promotor y agitador de ideas”
  • “Detrás del éxito hay algo terrible. Los italianos lo perdonan todo: los ladrones, los asesinos… Todo menos el éxito”
  • “Me gusta reunirme con la prensa y leer sus artículos. Ahí descubro que se me atribuyen frases geniales que jamás he dicho ni pensado”.
  • “Es error decir que soy un triunfador. En la vida lo he perdido todo: Laura, mi hijo Dino, la primera fábrica, la juventud, la vista, la pasión por las mujeres, muchas carreras y muchos coches”

Fotos – bolido.com