Publicidad

Buscar trabajo: cuando vence el desanimo

La lectura de los grandes datos tiene una cara oculta. Mientras que por un lado nos fijamos en las grandes cifras y su impacto, a veces pasan desapercibidos datos que realmente esconden situaciones muy complejas y preocupantes. Un buen ejemplo de esto es los datos de Eurostat sobre personas en paro que dejan de buscar trabajo por desánimo.

No estamos ante una situación nueva; ya durante los últimos años los movimientos de inscritos en los servicios de empleo detectaban la existencia de un grupo cada vez más importante de personas que, en situación de paro de larga duración, optaban incluso por no renovar sus inscripciones en el paro.

Desanimo

¿Por qué tener trabajo ya no es garantía de estabilidad económica? los datos en este post

Sin embargo lo anterior no venía a significar necesariamente que se dejaba de buscar empleo, sino la falta de confianza en los canales oficiales para ello.

Ahora, si hacemos caso a los datos del Instituto de Estudios Económicos  surgidos del estudio de las informaciones de Eurostat, resulta que en nuestro país en el año 2014 los desempleados que abandonan la búsqueda de empleo se sitúa en algo más del 5%, lo que supone un crecimiento de prácticamente 2 puntos en los últimos años.

En el origen de este crecimiento se encuentra como decíamos el desánimo ante el hecho de no encontrar trabajo y la falta de expectativas. En el ámbito europeo por países, curiosamente ya que encabezamos prácticamente todos los rankings referidos a empleo, no estamos en los puestos de cabeza de países con parados más desanimados, este nefasto ranking quedaría del siguiente modo en sus primeros cinco puestos:

  1. Italia, con un 12,1%
  2. Croacia, con un 11,6%
  3. Bulgaria 7,5%
  4. Letonia 6%
  5. Luxemburgo 6%

En el otro extremo, las cifras más bajas de parados desanimados en la búsqueda de empleo, como era de esperar, se corresponde con paises como Alemania (1.3% ) y, con un poco de sorpresa, Lituania (0.9 de)%, mientras que las tasas medias (entre el 2% y el 3%) se corresponden con países como Reino Unido, Dinamarca o Suecia.

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *